Contactos con mujeres bonitas

Casual dating de loranca de tajuña : Contactos con mujeres en seseña : chat terra sevilla mas de 40 Ojetes de chicas. The following casual dating de loranca de tajuña 43 files are in this category, out of 43 total. The house is amazing and staying in the medina will be a memorable and chicas bailando hip hop culturally rich experience. Contactos con mujeres en vecindario, Perros de caza en asturias ... Conocer chicas y mujeres solteras hermosas bellas guapas bonitas fotos y videos imagenes mujer linda contactos amigas casadas mujres solteronas datanta. Conocer gente, disfrutar del fin de semana, salir de la rutina - nueva actividad en amigos bilbao. Conoce singles en vitoria ... contactos con mujeres zaragoza. Trata pagar por, servicio, sitios para conocer gente aplicacion para conocer gente por camara en valencia sino interactuar con nueva amante sitios para conocer gente en valencia ocasional contactos con mujeres toledo déjate llevar como conocer mujeres rusas por facebook muéstrate educado sensible como conocer mujeres rusas por facebook ten bonitas sino sitios ... Servicio de citas online gratis Rusia - mujer buscando hombre Rusia. Mujer busca hombre. Mujer busca hombre. Anuncios de mujer busca hombre para citas reales o encuentros con chicas solteras cerca de ti.Descubre contactos de mujeres que buscan marido. chatea gratis con mujeres que buscan hombres para relación seria y duradera. Habla y queda con chicas reales que buscan contactos reales con chicos particulares cerca de ti. Chat para ligar con chicas y mujeres por la red, busca tu amor verdadero.. Empieza a conocer a chicas y mujeres chateando a traves de nuestra pagina de internet, aqui aprenderas los mejores trucos para ligar. En Wuopo buscar y conocer mujeres es gratis. Miles de chicas y mujeres solteras, separadas, divorciadas que buscan un hombre para una relación de pareja, amistad, conseguir una cita o compartir aficiones. Te ofrecemos un sistema de comunicación a traves de chat y webcam para que puedas conocer mujeres de tu país, ciudad, localidad o todo el ... Mujeres solteras buscando pareja, haz contactos con fotos de un lugar tradicional en lo. Soy una mujer apasionada, tranquila, alegre y amante de la vida. Soy una mujer y busco algo estable y duradero — 25 Castelar. Este producto contactos con mujeres cantabria no es un medicamento? Este tranquilo y confortable hotel de playa tiene bonitas vistas del mar abuelos maduros gay y la playa de benidorm. Este servicio, que se realiza a domicilio, es ideal para irc gay valencia personas que realizan de manera frecuente ejercicio, para aquellas que tienen una ... Puedes hablar con las anfitrionas o con otros espectadores en cada sala de chat. A todas las chicas les gusta la atención, no tengas miedo de decir hola y empezar a hablar. Y, por supuesto, no olvides presionar el botón de like y dar regalos a tus increíbles anfitrionas.

Streak 84: El maquillaje

2020.07.20 15:54 loves_spain Streak 84: El maquillaje

No me gusta el maquillaje en absoluto (soy mujer). Y entiendo que se parece un poquito raro... a qué mujer no le gusta el maquillaje? Pero la verdad es que no me gusta como se siente en mi cara. No me importa si es líquido o polvo, Es como llevar una capa de mugre y me da asco. No puedo ni siquiera tolerar el delineador de ojos o el rimel porque no me aguanto que algo se acerque de mis ojos (aunque entiendo la ironia de que llevo un lente contacto -- sí solamente uno -- estoy ciega en el otro ojo así que no se necesita).
Pero al otro lado del maquillaje son cosas que realmente me gustan mucho como lociones y jabones. Si has leido el otro writestreak de como cuido de mi piel, ya sabes que soy muy fan de cosas que huelen bien y son buenas para el cuerpo. No quiero que me huela como una fábrica de perfumes pero algo suave y ligera, me encanta :)
Y pues, habiendo dicho eso, creo que hay casos donde las mujeres que usan maquillaje realmente se aparecen más bonitas y lo usan para llamar la atención a un parte del cuerpo - los ojos, o los labios por ejemplo. Y no quiero que penséis que no estoy de acuerdo con el concepto de llevar maquillaje.. si te gusta, pues llévalo :) Y aún si pensaba yo que me hubiera hecho aparecer más bonita, todavía no lo llevaría porque para mi, la sensación de llevarlo en la cara pesa más que cualquier beneficio me da :)
submitted by loves_spain to WriteStreakES [link] [comments]


2020.07.02 05:20 Enriquiux No se que hacer con mi vida

Hola, no se como se empiezan este tipo de post pero verán, hace 6 años, tenia 15 años y era una persona extrovertida, me consideraba una persona atractiva o simplemente por encima del promedio de belleza, era de los chicos "populares", mi novia era de las mas bonitas de la escuela, estaba en forma, tenia cuadritos etc, pero era una mierda de persona, mientras estaba con mi novia podía estar hablando con otras 5 mujeres de la escuela a la vez, engañando a mi novia, tenia el ego super alto, humillaba a las personas y las hacia sentir mal, era una completa mierda con las personas (me arrepiento de eso y a la mayoría de personas que humille les intente pedir disculpas y solamente se burlaron de mi, no las culpo ya que les había hecho mucho daño), todo empezó a cambiar cuando me comenzaron a salir granos en la cara, yo me miraba al espejo y e daba asco, me empece a aislar y comencé a jugar videojuegos ya que me daba pena que la gente me viera asi, deje de salir con mis amigos, corte a mi novia, empece a aumentar mucho de peso, al punto de que mido 1.70 y pesaba 90kg, lo único que hacia era jugar videojuegos y lamentarme de mi mismo,empece a tener mucha asedan social y a estar todo el tiempo paranoico de que las personas se me quedaban viendo, mi estado mental empezó a decaer demasiado hasta el punto en pensar en el suicidio,tengo tanta ansiedad que aveces no puedo dormir y tengo todos dedos ensangrentados de tanto que me los muerdo, asi dure 5 años en los que no he tenido alguna interacción social tipo ir a una fiesta, salir con mi familia etc. hasta que hace poco que me dio una enfermedad en el cerebro la cual decían que probablemente quedaría en estado vegetal o con amputaciones de extremidades, afortunadamente no paso ninguna de las 2 y después de estar casi 1 mes en el hospital me recupere y creo que no me quedaron secuelas, en el hospital baje 20kg y me lo quise tomar como un nuevo comienzo, como si hubiera vuelto a nacer, intente ponerme en forma otra vez, tener interacción social, pero creo que ha pasado tanto tiempo que ya no se como socializar con las personas, intente hablar con mujeres pero no se que me pasa por la cabeza que después de hablar por 1-2 días las bloqueo porque me produce muchísima ansiedad cualquier contacto social o me como mucho la cabeza y siento que no estoy augusto y las bloqueo. No se como arreglar mi vida, estaba intentando ponerme en forma y cuidar un poco mas de mi cuerpo-físico para poder tener un poco mas de confianza a la hora de tener interacciones sociales, pero me metí a trabajar y termino cansado, salgo del trabajo y solo quiero llegar a mi casa a descansar por lo tanto no estoy haciendo ejercicio, estoy engordando y apenas que estaba mejorando en el aspecto social ya estoy volviendo a caer, no tengo la necesidad de trabajar, mis papas me ayudan con los gastos, podría dejar de trabajar y solo estudiar, pero quiero trabajar para poder hacer un viaje, no se que hacer, tengo 20 años y soy virgen, todos mis familiares llevan a sus novios-novias y yo ni siquiera me presento a las reuniones, mi mama me dice que por que cambie?, que ella quiere que yo sea como antes, sociable, con novia, siento que tengo una presión por parte de toda mi familia y eso me agobia a un mas, pueden dejarme sus opiniones, si quieren que les corrobore algo de la información también podría, como una foto de mi o de mis dedos con sangre por la ansiedad o cualquier cosa estaré leyéndolos, y si ya se que me merezco todo esto, fui un asco de persona y lo tomo como un castigo divino pero creo que todos tenemos una segunda oportunidad
submitted by Enriquiux to Desahogo [link] [comments]


2020.06.25 04:18 maniantico92 No es mi problema

Recordando pude encontrar un titulo afín a ésta anécdota. Enero o febrero, no sé; pero te puedo asegurar que se trataba de un día muy frio, y un servidor bastante frito en todos los aspectos. Aún borracho, salí en la mañana para dirigirme a otro lugar donde quedarme. Estando en Guadalupe, limitando con Juarez caminé a la estación donde conecta la ruta con el metro. Caminé cuarenta minutos entre respiros irregulares, la nariz roja y los pies mojados por el agua helada, misma que se colaba por el cuero de mis tenis. Mientras pensaba con quien podría pasar el rato, a sabiendas que no tendría ni un peso, ni nada que ofrecer más que mi tiempo y mi cuerpo. Odiaba sentirme patético ante mis amigos, conocidos y familiares. Aunque siempre sabía que después de situaciones de ese tipo, llega un punto en donde no se puede caer más, y buscas de nuevo la estabilidad emocional. Un trabajo, escuela , escribir, lo que fuera. Y luego, apenas encontrándola recaer de nuevo en la enfermedad y la miseria. Un circulo sin salida, del cual ya me había habituado desde hace años. Podría darme una vuelta al casino donde solía trabajar, si tengo suerte estará ahí la hostess que acostumbraba saludarme con un abrazo, y un beso húmedo. Bella; de ascendencia inca, cabello castaño, y unos cuantos mechones platinados pero con cuerpo de veinteañera . Quise suspirar, cosa que no pude hacer por la congestión. Imaginaba mi pasado, tomando sus manos y ella respondiendo con sus dedos entrelazando los míos. Era su ''novio'', Liz bromeaba con sus compañeras abrazándome. Yo respondiendo a su cariño, malinterpretando la confianza, como todo hombre. Siempre optaba por nunca averiguar su intención, ni la de ninguna mujer. Una visión idealista del amor nunca funciona, al menos no funcionó mi. El dolor, el rechazo te obliga a ver la realidad como tal. Liz casi tenía la edad de mi madre, y dos hijos. Ahora no sonaba mala idea un romance e incluso algo más serio. Llegaría con el pretexto de cobrar mis doscientos pesos de liquidación, y me toparía con ella. No con la tatuada, ni con la host del novio posesivo. A ella le tocaría el turno de mañana, sea entrando o saliendo, es igual. Pero allí estaría. Conversando, compartiendo unas papas con carne, acomodándome el cuello de la chaqueta, y tocando un rostro frio y enrojecido, sintiendo sus largas uñas descansar sobre mi piel cicatrizada. Trataría de convencerla de dejarme pasar una noche, sin parecer que llevo varios días viviendo entre calles, la central y el parque alamey. Había tenido la fortuna de dormir los últimos días bajo techo, y me sentía con suerte. Como dije, la realidad no tardó en traicionarme estando a unos pasos de mi ex trabajo. ¿Y ahora que? Tendría que hacer todo el papeleo, para que me suelten la feria. Si no esta Liz tendría que esperar varias horas hasta tarde. Suponiendo que logro convencerla, y me la paso en su casa. ¿Que me esperaría ahí? Una chica adolescente mirándome, torciendo la boca y preguntando a su madre quien soy. Un niño diciéndome ''señor'', mirando hacia arriba con su juguete en la mano. Tal vez estaría durmiendo junto a Liz en su sofá abrazándome, después de jugar un poco con su hijo. El señor de la casa llegaría esperando la cena, y al encontrarme me echaría a patadas sin siquiera haber tenido contacto sexual con ella por la apatía. O peor aún. Me presentaría con su esposo, y el me saludaría amistosamente porque es inteligente y sabe que no soy nada para ella. Desistí, y me volví de nuevo a la avenida. Tengo otro amigo viviendo cerca, a casi una hora caminando de donde me encontraba. Tiene televisión por cable, y probablemente tenga cerveza. Al recordar que su casa era un congelador, decidí darle una sorpresa a la familia probablemente se acercaba el cumpleaños de alguien y habría reunión. A duras penas completaba el pasaje de la ruta y el metro. Sabía que llegando al centro de Monterrey, caminaría otra hora para llegar con ellos. Comida, agua caliente, una cerveza y un techo hasta que mejore el clima, y de ahí no sé. Solo me tragaría las preguntas de siempre ¿Como has estado?, ¿Sigues trabajando?, ¿Y la escuela? Después recibiría con mucho aprecio la cortesía casi obligada que me ofrece la amorosa familia. Entré a la estación del transmetro, dirigiéndome a donde tenía que echar las monedas y las eché. Las escuché caer hasta el fondo del tragamonedas, mientras el ruido me aturdía. Apenas traté de atravesar el frio torniquete, y sentí un duro golpe que me sacó el aire. Este ni siquiera se movió, lo empujé otra vez y se acercó el guardia de seguridad. Un sujeto agradable. -Disculpe señor, me puede ayudar, es que no puedo pasar. -No puedes entrar así-dijo-al verme perdiendo el equilibrio-. -¿Así como?-dije-no le estoy faltando el respeto a nadie, mucho menos la ando cagando, solo quiero irme a mi casa. -Mírate como andas, mejor agarra un camión. Nadie se puede subir en estado de ebriedad, le pido de favor que se retire, si no me veré obligado a hablarle a la patrulla. Al menos fue cortés, y lo hubiera hecho de no tener la necesidad. -Compa, el torniquete se tragó lo que me quedaba de efectivo ¿Como voy a regresar entonces? Tíreme paro se lo suplico. -Ese no es mi problema, le pido de favor que se retire. Enfurecí. -No me voy a ir hasta recuperar mis monedas. -Entonces voy a hablarle a la patrulla. Sacó su radio. -Usted es el que me está robando. No respondió, estaba preparando mi puño pero vi su otra mano en la cintura sosteniendo un gas pimienta. Me preguntaba si los entrenaban para ese tipo de situaciones, y quien llegaría primero. Si fallaba me iría igual a transito con los ojos maltrechos, dejando ileso al hijo de su puta madre. Apenas le di la espalda con resignación, y vi la silla de carta blanca, atada con un alambre que usaba de asiento. Un modesto teléfono, conectado al toma corriente descansaba ahí. Caminé hacia la silla y le di una patada con todas mis fuerzas. Vi el teléfono, y la silla volar escasos metros, ni me molesté en ver donde cayeron. Crucé la avenida riendo mostrandole los dientes chuecos al guardia. El se limitó a mirarme con el ceño fruncido vociferando en su radio. Caminé rumbo a la siguiente estación, y me salté el torniquete. Definitivamente seguía con suerte.
2
De esas raras veces que amanecí con una resaca ligera, sin nauseas. Las cosas nunca mejoran, la nostalgia hace mella en las tripas, en el espíritu, y te engaña. Una bonita forma de aceptar la resignación. Viendo el pasado como una mejor época, sin darte cuenta que en esa misma decías que era la misma mierda de ahora, y poco a poco vas glorificando tus malos días con pequeños detalles. No pude quejarme, la pasé bien anoche. Primera paga, un jale temporal, y un par de gramos de pase. Me lavé la cara, los dientes, usando solo una gota de pasta dental para no estropear el gusto, pensaba tomar un café para paliar un poco la depresión. Hice unas cuantas gárgaras cabeza arriba, y con la garganta aun adormecida escupí una espuma roja como flor de jamaica. Acostumbraba siempre a cepillarme con violencia, y más si no recordaba nada de lo que hice la noche anterior. Arribé a un pequeño centro comercial que abrió hace poco acá en Garza Sada. De arquitectura sofisticada e iluminado con luz natural. Había un HEB, y al lado una cafetería de la misma tienda. Casi en frente un Sally Beauty, y a través del cristal sus vendedoras. Una, delgada y bonita. La otra, regordeta pero también bonita. La tercera no la vi, atendía a una madre, de esas que salen en la sección de sociales en el periódico. Ambas bonitas. En fin. Me dirigí a comprar un café, metí las manos en todos los bolsillos de mis jeans sucios. Veintitrés pesos decía la carta arriba de la caja, y en mi mano seis, y dos vellos púbicos. El bajón me hizo olvidar como iba a sobrevivir los siguientes días. Solo quería un café, y gastar las horas viendo la gente pasar, y esperar a que baje el sol. Quien sabe como le hice para desaparecer todo. Ni me esmeré en buscar culpables. Daba igual si fueron los municipales, algún jotillo o la mujer dañada a la cual le estaba invitando. No andaba tan pedo, ya que siempre acostumbro, a utilizar mucha coca y poco alcohol. Recurriendo al ultimo para bajar la ansiedad y los nervios. Nunca le encuentro sentido a quienes esnifan puntos para bajar la borrachera, o para quitar el hambre, o para permanecer despiertos. Muy común en usuarios comunes. No sirve para ninguna de esas cosas, y lo he comprobado. Me gustaba la adrenalina, la lucidez y la cara adormecida. Tan simple como la vida. Así como yo, el único sospechoso y culpable de mis pendejadas. Aunque seguía apostando, que fue algún gracioso, cuya intención era drogar a la borracha con la que andaba compartiendo fluidos, no con besos. Bueno si, pero no era ella sino la botella en la que estábamos bebiendo. Debieron de ser verdes o rivotriles.
Fingía esperar a alguien en una banca frente al área de cajas. De vez en vez, miraba a las mesas para ver quien era el primero en acabar su taza vespertina. El turno le tocó a dos rucos, bien vestidos y serios. El de anteojos, y con sobrepeso enrollaba los planos, el otro apagaba su laptop. ¿Ingenieros? ¿Arquitectos? ¿Accionistas? El gesto severo les hacía ver importantes, para mi lo eran. Ya que ansiaba el vasito de cartón, con la etiqueta pegada del refill de todo el día de hoy, que justo se encontraba en la cima del contenedor. Tomé el vaso, mirando furtivamente hacia todos lados. Era tan malo como robar, y tenían razón. El café de veintitrés, costó millones de inversión para que estuviese ahí. Ganancias y perdidas diarias. Acciones subiendo y bajando. Horas de estrés y desvelo. El dejar de ser un ser humano pensante, para convertirte en ese monstruo que llaman empresario o emprendedor. Hasta la basura debía ser capitalizada para un plan de emergencia, en caso de liquidación. La seguridad privada se encargaba de eso. De vigilar, y repeler cualquier amenaza. Limosneros, perpenadores, vendedores ambulantes, músicos callejeros, competencia. Todos peligrosos. La élite y su deber de dividir a la población, con la filosofía barata del éxito, del amor propio. Los pobres, felices con la ilusión de tener millones,competir y sobresalir, y su mentalidad millonaria. Los ricos, más astutos que inteligentes. Expertos en la avaricia, la ciencia que llaman economía. Los millones no valen nada cuando tienes todo el mercado, eso no se lo dicen al resto. Mas bien no es necesario, si se tiene todo bajo control. Y eso lo ves en las universidades, donde sus egresados son adoctrinados para pelear en el mundo empresarial, y no para progresar intelectualmente. Praxeología, la ley del más fuerte. Puto neoliberalismo. Pero quien soy yo para decir, escribir, y dar opiniones. Soy un adicto, una persona inmoral y desechable. Un ignorante. Sabía que estaba pensando con la voz, al ver miradas. Los ignoré, y vi como se dejaba caer, el delicioso chorro humeante que salía de uno de los termos cilíndricos. Café de chiapas, decía la leyenda. Sin crema, ni azúcar dije yo. Mi plan era quedarme hasta que alguno de los de seguridad me corriera. No pasó. Había recogido también una orilla de pizza. Era deliciosa, a pesar de los mordiscos y de haber venido de la basura. La salsa de tomate, discreta, en la marca dentada del pan le daba un toque dulzón. Estupendo con el café, casi gourmet. Observé, mientras bebía y rellenaba. Familias, parejas, estudiantes, hombres, mujeres. Toda una amalgama de personas. Siendo normales. Y felices. Las mismas preguntas de siempre. ¿Que hice mal? ¿Por qué no soy como ellos? Hace muchos años, encontré las respuestas. Pensar mucho, pero en nada realmente. Y pues, bastantes veces tuve la oportunidad. Con AA, NA, la iglesia católica, cristiana, la carrera y una mujer que trató de enderezarme, por mero capricho. ¿Inseguridad? Es lo que diría un ordinario. Mejor no saberlo. Me negaba a cavar mi propia tumba. A ser uno más. Moriría pudriéndome en el asfalto, por un pequeño sorbo de libertad, y una cucharada de la dulce miel de las artes. Nada menos. Las cajeras fijaron su atención, hablándose al oído. A veces movía los labios mientras pensaba. Hora de irme. Di unas vueltas más por el mall, con dos tipos siguiéndome. Justo a unos pasos de la escalera eléctrica. Llegaron jóvenes, vistiendo chalecos verdes. Limpios, impecables y sonrientes. Hablaban con la gente. No me preocupé, aprendí a vestirme bien para ahuyentar a vendedores y demás. No funcionó con ellos. No recuerdo como se llamaba. Creo que Alejandra. Las puntas del cabello, color fantasía, y unas manos clarificadas, y suaves; muy suaves. Me saludó, y le extendí mi mano áspera, por los químicos abrasivos que usaba en el jale. -Deja te explico quienes somos, supongo que has oído hablar de nosotros. Asentí diciendo que los conocía, de todas maneras lo hizo. Y recordé a Benny, de espécimen. Eran de greenpeace. Estaban recabando firmas para detener los pozos de gas y petroleo en alaska. Me contó sobre los logros. Y las nuevas problemáticas ambientales en el ártico. Lo lograron con Obama, ahora seguía Trump. Si viviera en alguna península, estaría realmente jodido. -¿Que piensas sobre que está pasando?-dijo enseñando unas fotos-la fauna está muriendo, mira como los osos polares mueren sobre trozos de hielo. -Sabía un poco, pero jamas vi a un oso en los huesos casi expuestos. La foto me perturbó bastante. Quería firmar, tenía también el presentimiento de que quería algo más. Por algo andaban merodeando en un lugar, de arquitectura sustentable. Y con la estética de mascotas, buscaban donadores y voluntarios. Me preguntaba si sabían sobre los horrores que vivían los activistas de pueblos originarios. Falsos. Bueno no. Solo estaba dividido con la clase media. Ya no tengo la edad, como para ansiar venganza de clases, son como yo, y yo como ellos. Pero no podía ayudarlos, estaba quebrado y me daba vergüenza decirlo, en especial a una mujer que me atraía. -Ayudas mucho con el simple hecho de que te interese-dijo- se ve que te importa bastante salvar el planeta. En otra vida lo hubiera hecho. Lo hice años atrás. Con los activistas alcohólicos, radicales, rompiendo vitrinas y pintarrajeando tiendas de mascotas. La chica se acercaba más y más. Discretamente daba pasos hacia atrás, y me seguía. No porque quisiese abandonarle. Disfrutaba jocosamente la verborrea. Su aliento cálido, agradable. Mientras yo apestaba a sudor, vistiendo la misma ropa de hace ocho años, no quería que me oliera. Tal vez lo sabía, y no le importaba. -Lo siento amiga, no traje mi tarjeta de nomina-dije-si quieres hago la firma en la pagina web. No tenía tarjeta, ni seguro social. -No te preocupes, pasame tu numero de teléfono, y whats. Anota el mio también. Platicamos en la noche, y nos conocemos ¿Que te parece? -Perdón, no tengo pila, no me sé el numero y traigo prisa. Su mirada cambió, se puso triste, eso creo. -Está bien-dijo con voz apagada-, de todas formas, gracias por tu tiempo. Salí de la plaza, los de seguridad ya no me seguían. No me sentí con ganas de hablar, dejando correr otra oportunidad. No lo creo. Aun así estaba seguro de que me porté como un idiota.
submitted by maniantico92 to u/maniantico92 [link] [comments]


2020.01.31 02:08 azons3 Goji Cream Guatemala

Cómo comprar Goji Cream en Guatemala. La Crema Goji de Hendel's Garden está disponible para su compra en Guatemala ordenándola directamente desde el sitio web de los fabricantes, luego el producto será enviado a cualquier lugar de Guatemala. Para conocer el precio de venta y dónde comprar la Crema Goji en Guatemala, visite el sitio web:

Donde Comprar Goji Cream en Guatemala

https://s3.amazonaws.com/salud-femenina/Goji-Cream-Guatemala.html

Goji Cream Guatemala Precio

El precio de Goji Cream Guatemala es:
1Tubo = 250 GTQ

La crema Goji de Hendel's Garden es una crema de belleza que retrasa el proceso de envejecimiento. El extracto de Goji lo contiene como un componente clave, convirtiéndola en una crema de belleza que trata eficazmente los signos del envejecimiento.

Una de las principales causas del envejecimiento de la piel y la aparición de líneas finas en la cara se debe a la disminución de la cantidad de colágeno en la piel.

La reducción de colágeno en la piel resulta en una falta de protección en la piel que es responsable de mantener la piel y el tejido para que permanezcan elásticos y flexibles. La disminución del colágeno en la piel puede ocurrir debido a los siguientes factores:

El exceso de radiación UV es perjudicial para la piel
Trastornos metabólicos
La falta de nutrientes como vitaminas y minerales
El estrés, como el trabajo y la vida, afecta a la salud del cuerpo

¿Cómo funciona la Crema GOJI?
La crema Goji es una efectiva crema de belleza que rejuvenece la piel. Es muy efectiva en afectar la piel humectando y protegiendo la piel de cualquier polvo y suciedad. Hace que la piel sea más brillante y más joven.

El contenido natural de la crema Goji puede absorber la capa de la epidermis de la piel y reparar la estructura dañada de la piel. Indirectamente proporciona una efectiva protección UV para prevenir la piel seca que es la principal causa de las arrugas en la cara.

La crema Goji es capaz de estimular algo de colágeno en la piel para mantener la piel flexible y tersa. Como resultado del uso diario puede resolver las arrugas y las líneas finas y gruesas alrededor de los ojos y la boca.

Los ingredientes contenidos en la crema Goji pueden proporcionar protección a la piel de los daños causados por el sobrecalentamiento y el frío que causan la sequedad de la piel. Las personas mayores o envejecidas son capaces de perder colágeno día a día, por lo que el uso de la crema Goji rica en propiedades antienvejecimiento puede evitar que la piel se vea opaca y envejecida.

Ingredientes de la crema Goji de Hendel's Garden
La composición principal de la crema Goji es la baya de Goji. Las bayas de Berji contienen nutrientes saludables en el tratamiento de la belleza de la piel mientras dan una apariencia joven y juvenil. Otros ingredientes añadidos en las cremas de Goji también la han convertido en una combinación efectiva de fórmulas que hacen la piel más bella y saludable. Entre ellos se encuentran los aceites de semillas de uva, los aceites de jojoba y los extractos de frutas que son ricos en antioxidantes y nutren la piel.

Extracto de Goji - Rico en nutrientes y rico en belleza y salud. Contiene vitaminas, minerales, proteínas y antioxidantes y contiene un mayor contenido de betacaroteno. Los nutrientes contenidos en las bayas pueden contrarrestar los signos de envejecimiento o la formación de un crisantemo en la cara. A menudo se utiliza como una máscara para obtener un rostro limpio, brillante y juvenil.

Aceite de pomelo - Extraído del extracto de la semilla de uva. Es un secreto en el campo de la cosmética y la belleza hace que la piel sea más suave, lisa y se absorba en la piel. El aceite de pomelo es efectivo para mantener la humedad de la piel y tratar la piel seca. Los aceites de pomelo tienen un agente aclarador, luchan contra los signos de envejecimiento y reducen el acné.

Aceite de jojoba - El contenido del aceite de jojoba es rico en vitamina E, complejo vitamínico B, yodo y minerales y es adecuado para su uso en pieles sensibles. El aceite de jojoba puede resolver problemas de piel grasa. Absorbe el exceso de humedad en la cara y actúa como un humectante natural.

Extracto de fruta - Los extractos de fruta como el kiwi, la granada, la sandía y el aguacate tienen una variedad de vitaminas y minerales que pueden detener el envejecimiento y mantener la juventud.

Cómo usar la Crema GoJI que rejuvenece tu piel

Instrucciones - ¿Cómo usar la Crema GOJI?

La crema GOJI es efectiva para dar a la piel un efecto positivo y es efectiva después de varias veces de uso. La condición del cuero cabelludo tendrá un cambio notable en el efecto de la piel siendo más suave y elástica. Para sacar el máximo provecho de los resultados y el uso de las cremas GOJI, siga los siguientes pasos:

Practica el uso de la Crema GOJI día y noche
Antes de aplicar la Crema GOJI, realice un proceso de limpieza de la cara con un limpiador facial y quite el maquillaje existente en la cara.
Limpie la cara con una toalla limpia y séquela.
Aplica un poco de Crema GOJI en la frente, las mejillas derechas e izquierdas, la nariz y la barbilla. Luego aplíquela en toda la cara de manera uniforme con un movimiento suave.
Evitar el contacto con los labios y las zonas alrededor de los ojos.

Crema Goji Venta en Guatemala

Crema Goji
50% DE DESCUENTO

La Crema GOJI es una verdadera crema para la piel joven

Estudio clínico de la crema GOJI

La Crema GOJI ha realizado estudios clínicos durante 15 años con el 90% de los testimonios de los consumidores satisfechos con sus resultados que pueden mantener la belleza de la piel y rejuvenecerla. Los resultados de la continua revisión clínica de año en año hacen de la Crema GOJI una crema efectiva contra los signos de envejecimiento y es bien utilizada sin dar ningún efecto secundario alérgico o dañino.

¿Es la Crema GOJI un producto artificial?
La Crema GOJI es una crema de belleza para la piel especialmente formulada a partir de extracto de Baya de Goji. Cualquier especulación del producto por parte del irresponsable debe ser reportada a las autoridades.

Para evitar cualquier compra de productos que sean falsos. Se recomienda a los usuarios que compren la Crema GOJI original en la página web oficial de la compañía Hendel's Garden. Les aseguramos que la eficacia de las cremas originales GOJI puede tener un efecto sorprendente para verse y sentirse más joven.

Resultado del uso de la Crema GOJI

El resultado después de su uso es que su piel se verá más suave y elástica. Los efectos de las arrugas y las líneas finas en los bordes de los ojos y la boca disminuyen, ya que las cremas GOJI pueden dar un efecto más suave, mientras que suavizan la apariencia de un rostro más bello y radiante.

Los nutrientes que se encuentran en las cremas GOJI protegen la piel de parecer vieja y opaca y también protegen la piel de los factores ambientales que son perjudiciales para la salud de la piel.

Donde Puedo Comprar Goji Cream en Guatemala

Para comprar Crema Goji en Guatemala, sólo tienes que visitar la página web y puedes pedirla allí, con opciones de entrega a Guatemala.

Reseñas de usuarios de la Crema GOJI de Hendel's Garden

He sido un fiel usuario de la Crema GOJI durante 2 años y los resultados han sido increíbles. ¡Incluso mis propios amigos dicen que mi piel es muy bonita! Es diferente a la piel de hace 2 años. Antes de esto, mi piel estaba tan hidratada que mi cara se veía oscura y sin brillo. ¡Después de aplicar la BUENA Crema mi piel mejoró y se volvió más brillante! ¡Gracias Crema GOJI!
Alina Hasan, Kuala Pilah

No usé la Crema GOJI antes, mi madre la usó durante 6 meses y ahora mi cara y mi madre son como hermanos! ¡Mi madre parece más joven que su edad! Sólo la he usado por 2 meses y los resultados son grandiosos. A mi marido le encanta la apariencia de mi cara más clara y brillante! ¡Estoy muy feliz con el resultado! ¡¡Gracias Crema Goji!!
Shahida Hamzah, Alor Setar, Kedah

Acabo de usar la Crema GOJI por recomendación de mis amigos, que están preocupados porque mi piel se ve mal y se está pelando. Después de una semana de uso, lo mejor es aplicar esta crema, mi piel y mi piel no se están pelando. Seguiré usando las cremas GOJI para obtener resultados más bellos en la piel! Ahora voy a todos los lugares a los que llevo esta crema GOJI, si no siento que no vale la pena jaja!
Natasha Azira, Kuala Lumpur.

Goji Cream Donde la Venden en Guatemala

La crema Goji de Hendel's Garden es la mejor crema antienvejecimiento del mercado hoy en día, y se ha vuelto muy popular entre las mujeres de Guatemala.
Para pedir Crema Goji en Guatemala, visite el sitio web:
https://s3.amazonaws.com/salud-femenina/Goji-Cream-Guatemala.html
submitted by azons3 to u/azons3 [link] [comments]


2019.12.24 02:09 Dragonlibro_Patata (妖神记 / Tales of Demons and Gods) El Diario de Demonios y Dioses C5

Alquimista
Las monedas espirituales son las monedas utilizadas en la Ciudad Gloria. Usualmente, dos mil a tres mil monedas espirituales demoníacas serían suficientes para los gastos anuales de una familia plebeya. El valor de los artículos en la Ciudad Gloria es medido por monedas espirituales. Por ejemplo: armaduras de batalla, cristales demoníacos, pieles de bestias demoníacas, elixires, y otros varios artículos.
La cuota anual del Instituto Santa Orquídea debería ser alrededor de tres mil monedas espirituales. Para una familia plebeya, esto sería un enorme gasto. Pero muchas familias plebeyas prefieren vivir austeramente y enviar a sus hijos al Instituto Santa Orquídea. Esto se debe a que, una vez que ellos se conviertan en un Peleador o un Espiritista Demonio, incluso si es solo un Rango de Bronce, ellos pueden cambiar el destino de su familia.
Un Peleador de Rango Bronce, si ellos se unieran a la armada y se convirtieran en soldados, tendrían un salario anual cerca de cinco mil monedas espirituales. Al mismo tiempo, ellos también pueden aventurarse dentro de Las Santas Montañas Ancestrales y ganar más beneficios de ahí.
Nie Li pertenece a la Familia Celestial. Esta es una familia aristocrática relativamente decreciente. El patriarca es un Espiritista Demonio de Rango Oro 1-estrella. El ingreso anual de la familia es alrededor de seiscientas mil monedas espirituales. Los gastos anuales de la familia son muy grandes. Solo los gastos de la cuota anual de los niños serian alrededor de trescientos mil monedas espirituales. Esto, junto con varios otros gastos, a menudo la familia lucha para poder llegar a fin de mes. Sin otra elección, pero vendiendo algo del negocio familiar para apoyarse, la Familia Celestial era capaz de conseguir que todas las generaciones jóvenes entraran al Instituto Santa Orquídea.
[N/T cambie el nombre de la Familia de Nie Li de Marca Sagrada a Familia Celestial]
El Patriarca una vez dijo que solo un miembro excepcional de las generaciones jóvenes podría conseguir que la familia ascendiera una vez más. Incluso si tuvieran que vivir con una alta perdida ellos permitirían que cada uno de la generación más joven tuvieran la mejor crianza posible que ellos puedan darles.
En su vida pasada, Nie Li no comprendía muy bien esta frase. Él se sentía extraño sobre las acciones del Patriarca, Nie Hai*. El Patriarca era muy estricto con ellos. Después de que reviviera, Nie Li pudo finalmente entender el pensamiento y la preocupación del Patriarca.
[T/N: Nie Hai es el nombre del patriarca.]
Como un miembro de la Familia Celestial, él también quería hacer crecer la familia y convertirla en la más poderosa de la Ciudad Gloria.
Después de su renacimiento, la memoria de Nie Li obtuvo muchas técnicas poderosas de cultivación. Antes de eso, él tendría que hacer algo de dinero para comprar algunos Cristales Alma Primaria.
Con el fin de probar los atributos de su Reino Alma, el necesita un cristal de alma. Entonces, él puede decidir en qué técnica de cultivación practicar. Si la técnica de cultivación coincide con uno de los atributos de Reino Alma, entonces el entrenamiento sería más efectivo.
¡Dong! ¡Dong! ¡Dong!
La campana sonó a lo largo de Ciudad Gloria. La clase ha terminado.
Los estudiantes del Instituto Santa Orquídea salieron corriendo de las enormes puertas, pasaron a través de la bulliciosa calle del frente. Los mercaderes hablando unos con otros.
“¡Las ultimas armaduras de batalla Rango Bronce! ¡Con patrones de Nieve de Viento inscriptos en ellos! Nobles, damas y caballeros, ¿están interesados?” Un vendedor con una túnica gris saludo a la multitud con mucho entusiasmo. Esto pronto atrajo la atención de muchos estudiantes. Una armadura de Rango Bronce no es algo que un estudiante común y corriente pueda permitirse. Sin embargo, en el Instituto Santa Orquídea, todavía hay un montón de hijos de la nobleza. Algunos de ellos son extremadamente pesados, y pueden venderles a estos estudiantes ricos si eran lo suficientemente afortunados.
“¡Mira, una armadura Rango Bronce con patrones de Nieve Viento inscriptos!”
Los estudiantes estaban excitados y hablaban el uno con el otro. Un par de guantes estaban destilando una luz azul profunda. La superficie estaba cubierta con tallas misteriosas y revelaba una tenue aura helada escalofriante.
“¿Cuánto cuesta esto?” Un estudiante pregunto en voz baja.
“¡Sesenta mil monedas espirituales!” El vendedor dijo mientras sonreía. “¡Dios mío, tan caro!”
Una familia ordinaria nunca podría acumular sesenta mil monedas espirituales demoniacas ni en diez años.
“¡Esta es una armadura Rango Bronce con patrones de nieve viento inscritas en él! El patrón de Nieve Viento fue dibujado usando la sangre de una Banshee Nieve Viento. La Banshee estaba en su mejor momento antes de ser asesinada. Sus características también hicieron que los guantes adquieran una fuerte capacidad de ataque. Esto es definitivamente un blindaje adecuado para los Peleadores tipo Nieve Viento o los Espiritistas Demonio!”
El vendedor se jactó al presentar la armadura. Muchos estudiantes observaron el par de guantes con nostalgia, pero aun así se fueron. Dicho artículo caro no es algo que pueden pagar.
“Si la armadura Rango Bronce solo cuesta sesenta mil monedas espirituales, ¿Entonces no serían la armadura Rango Plata y la armadura Rango Oro aún más caras?” Lu Piao murmuró. Su asignación mensual era de unos quinientos monedas espirituales demoníacas. La familia de Lu Piao tiene un montón de negocios, por lo que Lu Piao se puede considerar bien adinerado. En su vida anterior, Lu Piao a menudo ayudaba a Nie Li y Du Ze. Pero incluso si Lu Piao tenía algo de dinero, la armadura Rango Bronce no es algo que se puede permitir.
Mientras Nie Li, Lu Piao, y Du Ze caminaban, miraban a su alrededor. Esta calle estaba llena de todo tipo de artículos. No importa que artículo, ya sea caro o barato, se puede encontrar aquí.
“Nie Li, ¿En qué estás pensando?” preguntó Lu Piao, confundido mientras Nie Li miraba a su alrededor. Mientras ellos hablaban, una figura llego frente al vendedor.
“Mira, es Shen Yue!” Lu Piao declaró, dirigiendo la ubicación del Shen Yue con su boca, “Y también de Ye Zi Yun!” Nie Li miró hacia esa dirección.
Sólo vio a Ye ZiYun y algunas chicas charlando alegremente. Esa cara bonita y esa dulce sonrisa suya estaban llena de sol. Entre el grupo de las chicas, la sonrisa de Ye ZiYun era sin duda la más deslumbrante, lo que hacía que todo el mundo la miré. Todo a su alrededor se hizo más vibrante, debido a la existencia de Ye Zi Yun. Shen Yue también la miraba de vez en cuando.
“Muy bien, me está faltando guantes Rango Bronce. Envuelva este guante Rango Bronce para mí” dijo Shen Yue ligeramente para el vendedor.
“¡Sí, Joven Amo!” El vendedor inmediatamente sonrió al escuchar las palabras de Shen Yue y rápidamente agarro el guante.
“Aquí tiene sesenta mil monedas espirituales.” Shen Yue saco seis cartas cristalinas demoniacas. Una sola carta puede representar diez mil monedas espirituales.
El hizo que sesenta mil monedas fueran poca cosa. Con una expresión de ‘No me interesa’ puso el guante en su anillo contenedor. Algunas chicas alrededor de él dejaron salir un sordo sonido. El tan fácilmente saco sesenta mil monedas espirituales, ¡Tan Rico! Algunas de las chicas bonitas tenían una mirada reluciente en sus ojos, mientras tiraban miradas de flirteo hacia Shen Yue. Aun así, Shen Yue las trato como si fueran invisibles. El orgullosamente miro hacia el grupo de Nie Li. Entonces, miro hacia Ye ZiYun. Sus ojos claramente decían, ‘Solo tengo ojos para ti.‘
[T/N: El nombre de Ye Zi Yun, Se cambió a Ye ZiYun. Culpen al puto traductor en inglés? xD]
“¡Que sucio!” Lu Piao dijo. “¡Esto es un ataque de bala de plata!”
“¡Tirano! Fácilmente tirando sesenta mil monedas, e incluso tiene un aniño contenedor” Du Ze dijo, mientras sacaba sus manos. Templando su cabeza, el miro hacia Nie Li y dijo, “Nie Li, la gente como él son bonitas y ricas. ¿Cómo puedes competir contra ellos?”
“He he, a ZiYun no le interesa en dinero” Nie Li casualmente dijo. El contemplo a Ye ZiYun. Ella ignoro completamente las acciones de Shen Yue, y estaba hablando con algunas niñas alrededor de ella. Sus ojos ocasionalmente miraban a Xiao Ning‘er, pero ella solo estaba a un lado pensando.
La expresión de Xiao Ning‘er era fría. Ella usualmente era una loba solitaria, y no tenía mucho contacto con otros estudiantes.
Nie Li sabe que Ye ZiYun lo que más quiere ahora es amistad. En su vida pasada, Ye ZiYun siempre quiso ser amiga con Xiao Ning‘er, pero sus identidades las obligaron a ir por diferentes senderos.
Viendo la expresión de Ye ZiYun, Shen Yue estaba de alguna forma desilusionado.
“De acuerdo, Ye ZiYun en verdad no está interesada en dinero. Nie Li, a ella no le gustaran las mujeres, ¿verdad? Si es así, tu juego está perdido.” Lu Piao parpadeo, probando a Nie Li.
Nie Li rio. El naturalmente no pondría las palabras de Lu Piao en su corazón. En su vida pasada, él era el único hombre de Ye ZiYun.
“Vamos, ¡Estoy iniciando mi plan!” Las expresiones de Du Ze y Lu Piao se volvieron solemnes, y asintieron.
“Lu Piao, ve a comprar dos arcos y cinco mil flechas. Una ballesta cuesta ciento sesenta monedas espirituales y las flechas cuestan treinta monedas espirituales cada una, ¡Que no te engañen!” Nie Li le dijo a Lu Piao, “Nos encontraremos en la zona de entrenamiento de la escuela.”
“¡De acuerdo!” Dijo Lu Piao mientras asentía y sintiéndose un poco curioso. ¿Acaso Nie Li ha comprado ballestas y flechas en el pasado ya que sabe su precio?
La mesada mensual de Nie Li solo constaba de quince monedas espirituales, por eso él no tiene suficiente para comprar cosas costosas. “Du Ze, vamos a comprar hierba de lago negra,” Nie Li dijo. La hierba de lago negra tiene un cierto tipo de parálisis.
La situación de Du Ze es incluso peor que la de Nie Li. Naturalmente, Nie Li no dejara que Du Ze ocupe su dinero. Por eso cuando fueron a comprar esas hierbas. Nie Li era el que estaba pagándolas.
Hierba de lago negra es muy barata. Una moneda espiritual puede comprar mucho de ella. En adición, Nie Li también compro algunos agentes de fusión de bajo nivel y fue a una pequeña colina de la ciudad gloria para recolectar Hierba Zoysia.
“¿Qué tienes planeado hacer?” Pregunto curiosamente Du Ze. Nie Li se rio misteriosamente.
“La Hierba de lago negra tiene un cierto tipo de efecto parálisis, pero al eficiencia es muy baja. Es generalmente ocupada en heridas para bajar el dolor. Para la Hierba Zoysia, es una planta muy común por eso nadie ha descubierto un buen uso para ellas aun. Aun así, si es usada con un agente de fusión y una hierba de lago negra, puede gratamente aumentar el poder del efecto parálisis de la hierba de lago negra.”
Du Ze estuvo aturdido por un momento y entonces pregunto. “¿Qué tan fuerte es el efecto?”
Nie Li rio y dijo, “No tiene mucho efecto en una bestia demoniaca ordinaria. El efecto es menor que un agente para paralizante. ¿Pero sabes que las ovejas corneadas nunca comen Hierba Zoysia?”
“¿Ovejas corneadas?” repitió Du Ze y de pronto estuvo en silencio. Como el vagamente adivino algo, levanto sus ojos, “Nie Li, ¿Por casualidad tu eres un alquimista?”
“¿Un alquimista?” Nie Li pensó por un momento y rio, “Eso creo.”
Un alquimista está referido a quienes usan las hierbas para refinar elixires o personas que necesitan prescripciones. Nie Li no es un alquimista. En su vida pasada, el solo tenía conocimiento de ellas.
Aun así, el estándar de alquimistas en la Ciudad Gloria era muy bajo. Ellos ni siquiera pueden ser considerados alquimistas reales. Nie Li puede mirar hacia abajo a los tan llamados ‘Alquimistas‘ en la Ciudad Gloria. Cuando Nie Li estaba teniendo sus aventuras por el continente, el entro al Bosque Toxico. Las personas viviendo en el bosque toxico han sobrevivido a incontables ataques de bestias toxicas. ¡Ellos pueden ser considerados alquimistas reales! Nie Li empezó a mezclar las hierbas y fusionando los agentes, obteniendo un total de seis botellas llenas de drogas.

Campo De Entrenamiento Del Instituto

El campo de entrenamiento fue establecido por el Espiritista Demonio de Rango Leyenda Señor Ye Mo y el Director de la escuela, quien era un Espiritista Demonio de Rango Oro Negro. El campo de entrenamiento estaba rodeado por murallas. Cada año, expertos en la Ciudad Gloria capturan algunas bestias demoniacas de nivel bajo y las ponen en el campo de entrenamiento. Cualquier estudiante del instituto bajo el nivel de Rango Plata, puede entrar al campo. Los estudiantes pueden cazar a las bestias dentro y obtener pieles, cristales demoniacos, y varios materiales de las bestias y pueden disponer de ellas libremente. Algunos de los más pobres estudiantes pueden cazar dentro del campo de entrenamiento para ayudar con la situación financiera de su familia.
El grupo de tres de Nie Li ni siquiera han alcanzado el Rango Bronce 1-estrella, aun así. El lugar al que van es el lugar más seguro del campo de entrenamiento. Solo hay ovejas corneadas en ese lugar. Aun cuando las ovejas corneadas son muy agresivas en la naturaleza. Todavía son herbívoros. Por lo tanto, sus ataques solo causarían heridas serias. Por lo que pueden ser consideradas seguras.
El grupo de Nie Li entro al campo de entrenamiento después de que tuvieran sus identidades verificadas por los guardias en la entrada.

Campo De Entrenamiento Área De Aprendices

Entre los espaciosos árboles, habría un camino de ovejas corneadas cuales lentamente pasaban. Sus ojos rojos, ocasionalmente ellos levantarían sus orejas para escuchar. Una vez que un extranjero entre en su territorio, ellos atacarían sin misericordia.
De pronto, un sonido anormal fue escuchado. La oveja corneada cercana al grupo de Nie Li dejo salir un gruñido y fue corriendo hacia la dirección del sonido anormal.

(Continuará...) Si no quieres esperar, lee más gratis en Bookista @ Google Play.
submitted by Dragonlibro_Patata to Wuxia_y_Xianxia [link] [comments]


2018.06.27 06:13 master_x_2k Enredo III

Capítulo Anterior < Indice > Capítulo Siguiente

Enredo III

Abrí las puertas de vidrio para que Brian pudiera llevar las cajas de muebles. Lo que más me sorprendió de su edificio de apartamentos fue lo despejado que estaba todo. Sin basura, sin gente, sin ruido. Había un tablero de anuncios justo después del segundo juego de puertas, que era algo que normalmente podría haber esperado que fuera un poco desordenado, por regla general, pero incluso allí, las publicaciones individuales estaban cuidadosamente espaciadas, y todo estaba sellado detrás un cristal con una sola cerradura pequeña. Se sentía un poco estéril. O tal vez era solo que yo estaba acostumbrada a un área con más carácter.
No sabía qué decir. No solo en términos de la construcción de apartamentos de Brian, no tenía idea de qué palabras saldrían de mi boca. No tenía la destreza para charlar de forma natural. Por lo general, me las arreglaba planificando constantemente lo que podría decir. El problema era que me había distraído, no tanto por los atributos de Brian, sino por haber tomado conciencia de que los había estado mirando. Ahora que estaba tratando de recuperarme, ponerme en equilibrio mental y planear algo de conversación, todo lo que podía pensar era 'Maldición, Taylor, ¿por qué no puedes pensar en algo que decir?'.
Entramos en el ascensor, y Brian descansó las cajas en la barandilla de metal en el interior. Me las arreglé para preguntar, “¿Qué piso?”
“Cuarto, gracias.”
Presioné el botón.
Subimos, y cuando se abrió la puerta, le ofrecí a Brian una mano para estabilizar las cajas mientras él se retiraba del ascensor. Lideró el camino por el pasillo y se detuvo junto a una puerta mientras yo buscaba las llaves que me había dado, para encontrar la de su apartamento.
No estaba segura de lo que esperaba ver en el lugar de Brian, pero aun así logró sorprenderme.
Lo primero que noté fue que los techos eran altos. El apartamento era prácticamente de dos pisos, un arreglo bastante abierto con pocas paredes. La cocina estaba a nuestra izquierda cuando entramos, pequeña, separada de la sala de estar por un mostrador de bar / cocina. A nuestra derecha estaba el armario del pasillo y las paredes que abarcaban el baño y uno de los dormitorios. Justo en frente de nosotros estaba la espaciosa sala de estar, respaldada por una ventana del piso al techo y una puerta de vidrio que daba a un balcón de piedra. Unas escaleras conducían a un dormitorio situado encima del baño y el primer dormitorio. Supuse que era allí donde dormía Brian, basándome en la cama no desordenada, pero no hecha, que estaba a la vista desde donde estaba parada.
Lo que me impresionó, creo, fue lo suave que era el lugar. Había dos estanterías, de color gris claro, en la sala de estar. En los estantes, vi, había una mezcla de novelas, plantas y libros antiguos con espinas de cuero rajado y raído. Las frondas de algunas de las plantas colgaban sobre los estantes. El sofá y la silla que lo acompañaba eran de pana color canela pálido, con cojines gruesos y lo suficientemente profundos que parecían poder perderse en ellos. Podría imaginarme acurrucarme en ese sillón con las piernas tapadas a mi lado, un libro en mis manos.
De alguna manera había estado esperando una estética similar a la del cromo y el cuero negro. No es que asociara la personalidad de Brian o su gusto con ese tipo de diseño, pero era lo que podría haber pensado que un joven soltero podría llegar a conseguir. Ya fuera la suavidad de los colores, el pequeño frasco con piedras, el agua y el bambú en la encimera de la cocina o las imágenes en tonos sepia de los árboles en el vestíbulo, el lugar me dio una sensación de tranquilidad.
Sentí una punzada de envidia, y no fue solo porque el apartamento de Brian era agradable. Estaba obteniendo una mejor idea de quién era, y cómo éramos personas muy diferentes, en cierto sentido.
Brian gruñó mientras dejaba las cajas junto al armario delantero. Se quitó las botas y lo tomé como una señal para quitarme los zapatos.
“Entonces, ya empecé un poco”, me dijo, llevándome a la sala de estar, y vi que había un montón de tablas de color gris claro y una caja de cartón vacía apoyada contra la pared. “Resulta que realmente necesita un segundo par de manos. ¿Quieres algo antes de comenzar? Prefieres el té al café, ¿verdad? ¿O quieres un refresco? ¿Un bocado?”
“Estoy bien”, sonreí, quitándome la sudadera y poniéndola en el mostrador de la cocina. Le había prometido a Tattletale que lo haría. Sintiéndome muy consciente de mí con mi barriga expuesta, traté de distraerlo con la tarea que tenía entre manos: “¿Empezamos?”
El primer trabajo, el que dejó incompleto, era un conjunto de estanterías, y comenzamos con eso. Era, como él había dicho, un trabajo para dos personas. Los estantes tenían tres columnas con seis estantes cada uno, y cada parte se acoplaba con la ayuda de clavijas de madera. Era imposible presionar dos piezas cerca de la parte superior sin que las que estaban cerca del fondo se separasen, y viceversa, así que conseguimos un ritmo en el que uno de nosotros juntaba piezas mientras que el otro impedía que todo lo demás se desarmara.
En general, nos llevó unos veinte minutos más o menos. Después de verificar que todo estaba encajado y alineado, Brian arrastró el estante del piso y lo colocó contra la pared.
“Ese es uno”, sonrió, “¿Estás segura de que no quieres un trago?”
“¿Qué tienes?”
“Ven, tengo cosas en la nevera. Elije lo que quieras.”
Agarré una cola de cereza. Brian agarró una cocacola, pero casi la ignoró mientras abría la siguiente caja, la cuadrada que medía casi cuatro pies de ancho, y comenzó a colocar las piezas individuales en el suelo de la cocina. Una mesa de cocina con taburetes.
Resultó que la mesa de la cocina era un trabajo más difícil que la estantería. Las patas debían sostenerse exactamente en el ángulo correcto, o los pernos se atascaban en los agujeros, o forzaban a la pata de la mesa a salir de su posición. Cada vez que eso ocurría, terminamos teniendo que sacar el perno y comenzar de nuevo. Terminé sosteniendo firmemente la primera pata de la mesa mientras atornillaba los pernos de la base.
Sin mirarme, colocó su mano sobre la mía para ajustar el ángulo una fracción. El contacto me hizo sentir como si alguien hubiera arrancado una cuerda de guitarra que iba desde la parte superior de mi cabeza hasta la mitad de mi cuerpo. Un profundo ronroneo en mi interior que no se podía escuchar, solo se sentía. Me alegré mucho por las mangas largas de mi top, porque se me ponían los pelos de punta.
Me encontré por defecto cayendo en mi defensa más básica, quedarme callada, quedándome quieta, así que no podía decir ni hacer nada estúpido. El problema fue que esto me hizo muy, muy consciente del silencio y la falta de conversación.
Probablemente Brian no había siquiera notado el silencio, pero me pregunté qué decir, preguntándome cómo iniciar una charla o cómo mantener una conversación. Fue agonizante.
Se acercó para ver mejor mientras colocaba una tuerca en el perno, y su brazo se presionó contra mi hombro. De nuevo, provocó una reacción casi elemental de mi cuerpo. ¿Fue esto intencional? ¿Estaba señalando interés a través del contacto físico casual? ¿O estaba asignando significado a algo casual?
“Casi terminado”, murmuró, ajustando su posición para comenzar a atornillar el otro perno para la pata de la mesa. Su brazo no estaba presionando contra mi hombro ahora, pero por la forma en que estaba agachado, su rostro estaba a solo unos centímetros del mío. De acuerdo, eso fue peor.
“Taylor, ¿crees que puedes agarrar esa llave más pequeña sin mover la pierna?”
No confiaba en mí misma para responder sin hacer un ruido raro, así que simplemente cogí la pequeña llave y se la entregué.
“Eso es más rápido, gracias”, respondió, después de un segundo, “¿Puedes pasarme la tuerca?”
Lo hice, dejándolo caer en su mano en lugar de colocarlo allí, preocupada por lo que podría hacer o por cómo reaccionaría si mi mano tocaba la suya. No iba a sobrevivir las siguientes tres patas de la mesa de esta forma, y mucho menos las banquetas o el tercer mueble que ni siquiera habíamos empezado.
“¿Taylor?”, Preguntó.
Dejó la pregunta colgar, así que tragué saliva y respondí: “¿Qué?”
“Relájate. Puedes respirar.”
Me reí ligeramente al darme cuenta de que estaba conteniendo la respiración, lo que resultó en una exhalación nerviosa y entrecortada que solo aumentó la incomodidad que estaba sintiendo.
Él estaba sonriendo, “¿Estás bien?”
¿Qué se supone que debía decir? ¿Admitir que no sabía cómo lidiar con estar cerca de un chico guapo?
Miré al suelo, a la pata de la mesa que sostenía. “Me pongo nerviosa cuando estoy cerca de la gente. Pienso en, ya sabes, que tal vez tengo mal aliento, o tenga olor a sudor, y no podría notarlo porque es mío, así que aguanto la respiración así para estar segura. No sé.”
Bravo, Taylor. Bravo. Imaginé el más lento y más sarcástico de los aplausos lentos. Hablando de mal aliento y sudor era totalmente el camino a seguir. Uno de esos momentos brillantes que me daría vergüenza cada vez que lo recordara en los siguientes años o décadas, estaba segura.
Entonces Brian se inclinó, cerrando los escasos centímetros de distancia que nos separaban, hasta que nuestras narices prácticamente se tocaron.
“No. Hueles bien”, me dijo.
Si hubiera sido un personaje de dibujos animados, estaba bastante segura de que ese era el punto en el que me salía vapor de las orejas, o me derretía en un charco. En cambio, fui con mi primer instinto, una vez más, y me quedé muy callada. Me di cuenta de un calor en mi cara que debe haber sido un rubor furioso.
Sería difícil decir si fue una misericordia o no, pero Brian se distrajo con el sonido de una llave en una cerradura, y la apertura de la puerta de entrada.
Lo primero que pensé fue que la chica que entró era la novia de Brian. Entonces la vi mirar hacia nosotros, sonreír, y noté la similitud entre sus ojos y los de Brian. Su hermana.
Mi segundo pensamiento, o mi segunda reacción, en realidad, fue difícil de poner en palabras. Es como, podrías mirar un Mercedes y decir que era una hermosa obra de arte, incluso si no eras alguien que prestaba mucha atención a los autos. En líneas similares, cuando veías un Mercedes con una calcomanía de llamas barata pegada a las ruedas y un alerón casero pegado en la parte trasera, era doloroso y decepcionante en un nivel fundamental. Eso fue lo que sentí, mirando a Aisha.
Era hermosa, tan femenina como Brian era masculino, con pómulos altos, cuello largo y, aunque era dos o tres años más joven que yo, ya tenía pechos más grandes que los míos. Podrías convencerme de cortarme un dedo por tener piernas, cintura y caderas como las de ella.
Maldita sea, esta familia tenía buenos genes.
Solo necesitabas echar un vistazo a Aisha para saber que iba a ser completamente hermosa cuando terminara de crecer. Dicho eso, sin embargo, tenía una raya de cabello decolorado y parte de ese cabello decolorado había sido teñido en una franja de color púrpura. Era como si hubiera hecho todo lo posible por parecer vulgar, con shorts de jean rasgados sobre leggings de red verde neón, y un top sin tirantes que dudaría incluso en llamar ropa interior. Cualquier envidia que sentía hacia ella se veía acentuada por un sentimiento casi de ofensa, en cuanto a cómo estaba arruinando lo que le habían dado naturalmente.
“¿Estoy interrumpiendo?”, Dijo, con un tono ligeramente burlón, mientras me miraba sin poder entenderlo.
“Aisha”, Brian se levantó, “¿Qué estás haciendo aquí? Tú-” se detuvo cuando una mujer negra robusta y sólida entró por la puerta principal. Donde la mirada de Aisha hacia mi había sido ambigua, la mirada que esta mujer me dio fue todo lo contrario. Desaprobación, disgusto. Me di cuenta de lo que debía parecer, ligeramente sudorosos, en el suelo entre los muebles, con el estómago visible, prácticamente brillante con un rubor rosado. Me apresuré a agarrar mi sudadera y ponerla.
“Señor. ¿Laborn?”, Dijo la mujer pesada, “Me temo que esperaba que estuviera más preparado, pero parece que está en medio de algo.”
Brian negó con la cabeza, “Si señora. Sra. Henderson. Estoy casi seguro de que su oficina me dijo que los esperara a las dos esta tarde.”
“Esa fue la hora original. Aisha me dijo que quería reprogramar-” La señora Henderson se interrumpió y le lanzó a Aisha una mirada dura.
Aisha sonrió, se encogió de hombros y se levantó de un salto, así que estaba sentada al final del mostrador de la cocina. “¿Qué? Hay una película que quiero ver esta tarde con mis amigos.”
“Si hubieras preguntado, podría haber dicho que sí”, le dijo Brian, “Ahora probablemente voy a decir que no.”
“No es tu decisión, hermano, no estoy viviendo contigo todavía”, ella levantó le mostro el dedo del medio con las dos manos.
Brian parecía que iba a decir algo más, pero luego se detuvo. Suspiró, luego dirigió su atención a la trabajadora social de Aisha, “Lo siento por esto.”
Ella frunció el ceño, “Yo también. Debería haber llamado para comprobar, dada la historia de Aisha de torcer la verdad.” Miró su cuaderno y pasó la página, “Si quieres reprogramar, hmmm, me temo que ya llené la ranura de la tarde, pero tal vez ¿Este fin de semana…?”
Brian le dio a Aisha una mirada molesta, “Ya que está aquí, si estás dispuesta a pasar por alto los muebles que no hemos terminado de armar, podríamos hacerlo ahora.”
“¿Si estás seguro? ¿Qué hay de su... compañera?” Ella me miró.
Mi rubor probablemente no se había ido, y sospecho que me sonrojé un poco más de repente al ser puesta en medio de una situación incómoda. Probablemente no ayudó a desvanecer ninguna impresión equivocada que ella había percibido.
“Ella es una amiga, me estaba ayudando. Taylor, no estoy seguro de cuánto tiempo será esto. No quiero perder tu tiempo, pero me sentiría mal si te fueras tan pronto después de venir hasta aquí. Si quieres quedarte y relajarte, podría llevarte de regreso después.”
Cada parte socialmente torpe de mi cerebro ansiaba tomar la ruta de escape ofrecida, hacer mi salida, enfriarme. Fue difícil decir por qué no lo hice.
“Me quedaré, si no voy a estar en el camino. No tango planes para la tarde.”
Cuando Brian sonrió, me di cuenta de por qué no había aprovechado la oportunidad de irme.
La mujer volvió a examinarme en detalle. Ella me preguntó: “¿Estás en su clase en línea?”
Negué con la cabeza.
“No. Pareces un poco joven para eso.” Entonces ella me desafió, “¿Por qué no estás en la escuela?”
“Um”, dudé. Mantente lo más cerca posible de la verdad. “Estuve al borde de una de las explosiones de bombas y tuve una conmoción cerebral. Estoy faltando a clases que esté completamente mejor.”
“Ya veo. ¿Estás segura de que ensamblar muebles es lo que pretendía el médico cuando te dijo que descansaras y te recuperases?”
Sonreí torpemente y me encogí de hombros. Hombre, realmente estaba esperando no estar estropeando esto para Brian.
“Entonces”, Brian habló con la Sra. Henderson, “¿Quería mirar mi casa y ver el espacio que aparté para Aisha? Supongo que esta es una oportunidad para que revise un lugar antes de que la familia se apresure a barrer todo debajo de la alfombra.”
“Mmm”. Una respuesta no coercitiva. “Vamos al balcón, y puede contarme sobre el área y las escuelas cercanas.”
Brian abrió el camino y sostuvo la puerta para el asistente social. Se cerró detrás de él, dejándome con Aisha, que todavía estaba sentada en el mostrador de la cocina. Le di una pequeña sonrisa y recibí una mirada fría y penetrante a cambio. Incómoda, volví mi atención a la mesa y traté de ver qué podía hacer por mi cuenta, con la segunda pata.
“Así que. ¿Estás en el equipo de mi hermano?”
¿Qué? Estuve orgullosa de mí misma cuando apenas perdí el ritmo. “¿Equipo? Sé que hace boxeo, o boxeaba, al menos, pero-”
Ella me dio una mirada divertida, “Vas a hacerte la tonta, ¿verdad?”
“No estoy entendiendo. Lo siento.”
“Claro.” Se inclinó hacia atrás y pateó un poco las piernas.
Volví mi atención de nuevo a la pata de la mesa. No llegué muy lejos antes de que ella me interrumpiera de nuevo.
“Mira, sé que estás en su equipo. Proceso de eliminación, tienes que ser la chica bicho.”
Negué con la cabeza, tanto para negarlo como para exasperarme. ¿Qué carajo, Brian?
“Me dijo que tenía poderes, no dijo lo que eran. Como tiene poderes, cree que hay una posibilidad de que yo también los tenga. No quería que me sorprendiera. Descubrí quién era él después de eso, vi algo sobre algunos villanos que robaban un casino una noche en la que no estaba en casa, comencé a registrar las veces que no estaba disponible y seguía coincidiendo. Lo confronté y no hizo un buen trabajo negándolo.”
Con la esperanza de desequilibrarla, puse en mi rostro la más convincente expresión de sorpresa con los ojos abiertos tanto como podía “¿Estás diciendo que tu hermano es un supervillano?
Parpadeó dos veces, luego dijo, lentamente, como si estuviera hablando con alguien con una discapacidad mental, “Siiiii. Y estoy diciendo que tú también lo eres. ¿Por qué otra razón se juntaría mi hermano contigo?”
Auch. Eso dolió.
Me ahorré tener que dar una respuesta y mantener la farsa cuando Brian y la asistente social regresaron del balcón.
La asistente social estaba diciendo: “...dudoso, con la lista de espera.”
“Ella está en el territorio y estaría ingresando a la escuela al mismo tiempo que el resto de los estudiantes de noveno grado.” Brian respondió, mirando mal a Aisha, “Y eso significaría separarla de las malas influencias que tiene alrededor donde está viviendo ahora.”
Aisha le mostró el dedo, otra vez.
“Mmm”, respondió la asistente social, mirando de Aisha hacia él. “Me gustaría ver tu habitación después?”
“¿Mía? ¿No de Aisha?”
“Por favor.”
Brian condujo a la asistente social hasta las escaleras que conducían a su habitación, que daba al resto del departamento.
“Tal vez debería ver cómo reaccionas si lo grito en voz alta”, sugirió Aisha. Ella puso un acento falso, “¿Cómo te llamas, otra vez?”
Giré los ojos.
“¿No vas a decir? Como sea.” Sus manos se ahuecaron alrededor de su boca como si estuviera gritando, gritó burlonamente en un volumen apenas por encima del habla regular, “¡Bichito y Grue, en casa!”
Miré hacia arriba, esperando que Brian y la asistente social no estuvieran al alcance del oído. El murmullo de conversación allí arriba no parecía haber sido interrumpido por lo que Aisha había dicho.
“Parece que estarías en una situación de perder-perder, anunciándolo así”, le respondí, “O tienes razón, y molestas a dos personas que realmente querrás evitar enojar, o estás equivocada y te ves como una loca.”
“¿Y si ellos ya piensan que estoy un poco loca? ¿Qué tengo que perder?”
“No sabría decir.” Apreté el cerrojo, revisé la pata de la silla y la encontré sólida como una roca. Pasé al siguiente. “¿Qué tienes por ganar?”
“Vaaaamos”, ella se quejó, “Solo admítelo.”
Mi corazón latía con fuerza cuando Brian y la asistente social bajaron las escaleras. Aisha, por su parte, pegó una amplia y falsa sonrisa en su rostro para saludarlos. Brian hizo pasar a la mujer al segundo dormitorio, pero no entró con ella. Se detuvo para mirarme.
“Taylor, no necesitas hacer eso por tu cuenta.”
“Está bien”, dije. Mirando hacia arriba, donde Aisha estaba sentada en la encimera, agregué: “Es una buena distracción.”
“Lo siento. Creo que tardaremos solo un minuto más.”
Resultó cierto. La asistente social salió de la habitación de Aisha, echó un vistazo por el baño y luego investigó los armarios y la nevera.
La Sra. Henderson habló con Aisha, “Me gustaría que salgas al balcón por un minuto.”
“Lo que sea.” Aisha saltó del mostrador y se dirigió hacia afuera.
“Y”, dijo, volviéndose hacia Brian, “Tal vez quieras que tu amiga espere afuera también.”
“Realmente no tengo nada que esconder”, respondió, mirando hacia mí.
“Bien. Permítanme comenzar diciendo que esto es mejor que la mayoría.”
“Gracias.”
“Pero tengo preocupaciones.”
Se podía ver la expresión de Brian cambiar una fracción, ante eso.
“Leí los documentos y planes que me enviaste por correo electrónico. Usted tiene un plan sólido en mente para la contabilidad, el pago de las facturas, ayudarla con su educación, posibles gastos adicionales, el presupuesto para la ropa e incluso para ahorrar dinero para la universidad. En muchos aspectos, este es el tipo de situación que deseo, con la mayoría de mis casos.”
“¿Pero?”
“Pero cuando miro este lugar, veo que lo has hecho muy tuyo. Los muebles, las decoraciones, las obras de arte, parecen apuntar a tu personalidad, dejando muy poco espacio para Aisha, incluso en el espacio que has reservado para ella.”
Brian pareció un poco aturdido por eso. “Ya veo.”
“Mire, Sr. Laborn, debemos considerar la perspectiva de Aisha. Ella es una fugitiva en serie. Ella claramente no ve la casa de su padre como un hogar. Se debe tener cuidado adicional para asegurarse de que ella vea esto como tal. Suponiendo que ella termina aquí y no en casa de su madre.”
“Mi madre,” la expresión de Brian tomó un tono más serio.
“Soy consciente de sus preocupaciones sobre el tema de la madre de Aisha, Sr. Laborn.”
Mi celular sonó una vez en mi bolsillo de sudadera. Lo ignoré.
Brian suspiró, flaqueándose un poco, “¿Esto es reparable?”
“Sí. Involucre a Aisha en la decoración, esté dispuesto a comprometer sus gustos y su estética para que sienta que este también es su espacio”, dijo, “sé que no será fácil. Aisha es difícil a veces, estoy segura de que ambos podemos estar de acuerdo es eso.”
Estaba empezando a gravitar hacia esa conclusión yo misma.
“Sí”, Brian asintió, “Entonces, ¿qué sigue?”
“Haré una visita a la casa de su madre en una semana y media, si recuerdo bien. Si desea enviarme otro correo electrónico cuando sienta que ha enmendado este pequeño problema, y ​​las pocas cosas que le señalé durante la inspección, podría hacer arreglos para visitarlo nuevamente.”
“Eso sería fantástico.”
“Tenga en cuenta que tengo una carga de trabajo desbordante, y probablemente no pueda pasar hasta al menos una semana después de que me haya avisado.”
“Gracias”, dijo Brian.
“¿Alguna pregunta?”
Sacudió la cabeza.
“Entonces le deseo suerte. Para disculparme por el tiempo inesperado de la cita, le haré una oferta de una sola vez para quitarle a Aisha de sus manos. Si ella insiste ser suspendida, puedo presentarle a otra persona que siguió ese camino, mientras voy a las citas de esta tarde.”
Brian sonrió. No es exactamente esa sonrisa increíble que había visto tan a menudo, pero una bonita sonrisa, no obstante, “Creo que se perderá la película a la que quería ir.”
“Parece”, el trabajador social sonrió con complicidad. “Siga así, Sr. Laborn. Aisha tiene suerte de tenerlo.”
Brian se animó un poco al respecto.
La reunión no duró mucho después de eso, y Aisha fue arrastrada quejándose por la asistente social. No pude respirar con alivio hasta que se fueron. Incluso entonces, estaba inquieta, sabiendo cuán fuertes habían sido las sospechas de Aisha.
Recordando que mi teléfono había sonado, busqué mi teléfono celular para ver cuál había sido el mensaje. Mientras mantuve presionado el botón para desbloquearlo, le dije a Brian: “Aisha sabe sobre los Undersiders, parece.”
“Mierda. Lo siento”, hizo una mueca de dolor, “Si pensara que te encontrarías con ella, te habría dado una advertencia. ¿No dijiste nada?”
“Fingí no saber de qué demonios estaba hablando, por poco que sirvió. ¿Esto va a ser un problema?”
“Ella prometió que no le diría nada a nadie... y realmente me molesta que haya sido lo suficientemente indiscreta para plantear el tema con alguien a quien no había dado mi consentimiento. Pero Aisha no lo diría por contarlo. Creo que ella probablemente estaba jugando contigo.”
“Si estás seguro”, tenía mis reservas, pero no estaba segura de querer presionarlo sobre el tema, cuando ya estaba estresado.
“Bastante seguro”, suspiró.
Miré mi teléfono celular. Era de Lisa.
prdn x interrumpir besukeo. los dos tienen q volver rapido. se sta yendo todo ala mierda
Sentí un poco de calor en las mejillas mientras me tomé mucho cuidado de borrar el texto. Cuando terminé, me volví hacia Brian. “Lisa dice que algo está pasando. Ella dice que nos apresuremos a volver.”
“Que hinchapelotas”, dijo Brian. “Esperaba... ah carajo. Supongo que no vamos a armar todo esto, ¿eh?”, Me sonrió.
Le devolví la sonrisa, “En otra ocasión.”
Él me dio una mano para ayudarme a ponerme de pie. ¿Estaba siendo optimista u observadora cuando noté que su mano tal vez se demoraba medio segundo más de lo necesario en la mía?
¿Estaba una parte de mi temiendo esas posibilidades, esperando que no fuera ni un deseo mio ni una observación precisa de él? Porque no podía decir si me asustaba, o si solo quería que hubiera una parte cuerda de mí con una objeción.
Mierda. Mentalmente avancé mi línea de tiempo. No más de una semana, y tendría que llevar lo que sabía sobre los Undersiders al Protectorado. No estaba segura de confiar en mí misma por más tiempo que eso.

Capítulo Anterior < Indice > Capítulo Siguiente

submitted by master_x_2k to Parahumanos [link] [comments]


2018.06.09 05:24 J4yC1 ¿Alguien ha oído hablar de los trabajadores sociales fantasma? [T]

El verano antes de sexto grado, los Servicios de Protección al Infante (SPI) empezaron a venir a checarnos mucho. Sé que usualmente los niños somos ciegos ante los errores de nuestros padres, pero aún ahora, quince años después, no puedo entender por qué vinieron.
Viví con mi mamá y mis hermanos gemelos en las afueras de la ciudad. Ese vecindario rural ahora ostenta precios de primer nivel. En aquel entonces, sin embargo, era una poco deseada y distante área en la que mi madre, quien era telefonista de la policía, logró comprar una enorme casa con más de un acre de bosque de robles.
Mi mamá trabajaba en las noches y constantemente hacía horas extras, así que pasaba la mayor parte de mi tiempo libre haciendo de niñera. Parte de mi lo odiaba, parte de mi no quería dejar de hacerlo hasta el día que muriera. Mis mejores recuerdos provienen de esa casa. Tardes de verano persiguiendo a mis hermanos por los árboles desde que el crepúsculo se volvía noche. Los inviernos se fueron echados frente a la TV viendo "El Secreto de NIMH" mientras el fuego que se suponía que no debía prender ardía agradablemente. Ahora daría lo que fuera por regresar.
La primera trabajadora social del SPI vino temprano en la tarde a mediados de Julio. Mis hermanos y yo estábamos en sillas de jardín tomándo Kool-Aid mientras una espectacular tormenta eléctrica rompía en el nublado cielo verde.
Nuestro vecindario entero estaba en una pendiente. Nuestros vecinos de enfrente vivían hasta arriba. Nosotros vivíamos cuesta abajo; el camino casi siempre estaba a nivel de nuestro techo. Me hacía sentir paranoica todo el tiempo. Observada. Así que cuando un mediocre auto negro se estacionó en nuestro frente, los pelos en seguida se me pusieron de punta.
Les dí un golpecito en los hombros a mis hermanos. "A la casa, chicos."
Phillip obedientemente dobló su silla mientras las primeras gotas tibias de lluvia caían al suelo. Patrick, por otro lado, me dio una mirada que podría derretir el acero. El cielo color cristal de mar se reflejaba extrañamente en su piel, pintándolo en enfermizos tonos de verde y gris. Agitó violentamente su botella de Kool-Aid. "Cuando me lo acabe."
Arriba en el frente, una puerta de auto se cerró.
"No, ahora." Dije enojada.
"Solo escuchala." Dijo Phillip, nervioso.
Patrick le dirigió una mirada furiosa que rápidamente se convirtió en incertidumbre.
Observé a mis hermanos ansiosamente, frustrada por haber sido dejada atrás. Yo fui quien tuvo que sacrificar todo por ellos, pero todavía era un extraña.
Pasos recorrieron nuestra larga y empinada entrada. Levanté la vista y vi a una mujer. Ella usaba un traje oscuro. El pelo largo le brillaba como oro viejo bajo el cielo tormentoso.
Cuando nos vio ahí parados, nos sonrió y se abrió paso hacia nosotros.
Se veía bien y era bastante bonita, pero mi corazón se cayó de igual forma.Ella frenó hasta detenerse frente a mí, con los zapatos aplastados en la hierba húmeda. Noté, para sorpresa mía, que era mas bajita que yo. "Hola. Soy la Srita. Milcom. Soy de Servicios de Protección al Infante."
Sentí mi corazón latir lento y bajo, de alguna forma, como si me hubiese enfermado. "¿Cómo?"
Phillip se puso detrás de mi hacia un costado y tomó mi mano. Sus ojos - que solo puedo describir como un ardiente tono castaño, casi del mismo color de su cabello - se posaron en él.
"Vine en respuesta a un reporte, ¿podemos entrar?"
Una sonrisa graciosamente impotente se pintó en mi rostro. Respuesta condicionada, supongo. Se supone que debemos ser amables con los adultos, después de todo. "Sí. Pero mi mamá no está en casa ".
Ella me dio una sonrisa de complicidad. Sus dientes brillaban en el extraño crepúsculo, verde malsano, subsumiendo el agradable marfil. "Solo entre tú y yo, ese es el punto".
La Srita. Milcom nos hizo sentar en la mesa de la cocina y le serví un poco de té helado. Lo aceptó agradecida, y luego empezó a hacer preguntas mientras Patrick golpeaba sus pies bajo la mesa.
"¿Pasas mucho tiempo con otros adultos que no sean tu madre?"
"Con la Srita. Herrera," soltó Phillip.
"¿Quién es ella?"
"Mi maestra. Me gradué del Kínder." dijo orgullosamente "No sé quien será mi maestra este año."
Ella sonrió. "¿Qué hay de ti Patrick?"
Él miró hacia abajo y murmuró.
"¿Disculpa?"
"El sr. Ball"
Mi carácter salió a relucir. "No está hablando de tu amigo imaginario, niño."
"¡No es imaginario!"
La Srita. Milcom tocó su mano suavemente. "Háblame del Sr. Ball."
Patrick le dió una patada especialmente fuerte a la punta de la mesa. "Le gustan las vacas. Del tipo con cuernos. Y me enseña juegos."
Mi pena ajena crecía de golpe a este punto. "Pat, ya en serio."
"¿Hace cuánto que conoces al Sr. Ball?."
"Desde siempre."
Le dirigió sus extraños y punzantes ojos a Phillip. "¿Tú también has visto al Sr. Ball?"
"Algunas veces." Dijo despreocupadamente. Vergüenza e ira se enrollaban en mi garganta. Quizá estuvieron hablando acerca de estos sinsentidos en la escuela y asustaron a algún maestro o algo por el estilo. Luego llamaron al SPI y pusieron el trabajo de mi madre en la cuerda floja, todo porque mis hermanos eran un par de babosos. "Pero no me agrada. Así que ya no lo veo."
Finalmente, la Srita. Milcom me miró. "¿Y tú?"
¿Estaba tratando de hacer sentir aceptados a los chicos? Eso era lo que siempre hacía mi mamá. Lo odiaba, y no se iba a detener ahora. "Estoy grandecita como para tener amigos imaginarios, señora."
Me sonrió.
Me preguntó unas cuantas cosas más. Todas eran vagas, a excepción de algunas - "¿Alguna vez te han hecho un examen de CI?", "¿Sabes algo de tus ancestros?" me sonaron raras.
En resumen, no estuvo ahí por mucho tiempo. Cuando terminó, la acompañé a su auto. No por descortesía, pero para asegurarme que de verdad se estaba yendo.
"Hablaré de esto con mi mamá." Dije educadamente "Si no hay problema."
Me dirigió una sonrisa triste. "Corazón, no está permitido que le digas a tu mamá."
Mirarla, estar cerca de ella, hacía que mi corazón se sintiera lento y enfermo de nuevo. "Pero -"
"Ésta es una investigación clasificada. Si le dices, tendremos que llevarte. Realmente no pensamos que haya hecho algo malo. Pero tenemos que asegurarnos. Y hasta entonces, esto tiene que ser un secreto."
El pánico floreció en mi pecho. "¿Y si los chicos le dicen?"
"No lo harán." Me dio una palmada en el hombro. "Adiós, nos vemos pronto."
Mantener el secreto debía haber sido difícil, pero no lo fue.
Es terrible, pero parte de mi se sintió feliz. Casi aliviada. Tenía once años. No estaba bien que yo fuese la principal cuidadora de mis hermanos. Quizá el SPI haría algo al respecto. Gritarle a mi mamá. Quizá hacerla contratar una niñera en ocasiones.
La Srita. Milcom vino varias veces ese verano, al menos dos veces a la semana, y siempre por las tardes cuando mamá salía a trabajar. Ese sentimiento lento y enfermizo nunca se fue del todo, pero trataba de ser cálida con ella. Era tan bonita, tan gentil, y a la vez tan maternal. Ella enfocaba su atención en los gemelos, pero estaba acostumbrada a esa dinámica. Cualquier otro contacto hubiese sido incómodo.
No le dije ni media palabra a mi madre. Tampoco lo hicieron Patrick o Phillip.
Vino por última vez un viernes a finales de Agosto. La escuela había empezado hacía ya un par de semanas. Los niños estaban malhumorados, y yo estaba harta de ellos. En el primer día de escuela hice muchos amigos. Me invitaban a tomar helado esa noche, pero claro, no podía ir.
Les dije que no teníamos auto. Cuando varios de ellos ofrecieron que sus mamás podían pasar por mi, tuve que admitir que hacía de niñera, y sería para siempre. Era la única cosa que mi mamá me dijo que nunca hiciera - "Me metería en problemas." me decía. Pero estaba cansada de ello. Estaba mal que hiciera eso, arrebatarme la vida para que tuviera una niñera gratis.
Y no era solo yo quien pensaba que esto estaba mal. SPI pensaba también que estaba mal.
Incluso la sonrisa de la Srita. Milcom no podía levantarme los ánimos. Me dio un abrazo, luego retrocedió y me dio su típica sonrisa. "¡Tengo algo muy emocionante que mostrarles!".
"¿Qué es?"
"¡Trae a tus hermanos y vengan a ver! ¡Está en la parte de atrás!"
Giré los ojos y entré a la casa. Phillip y Patrick estaban disculpándose, gritándose el uno al otro.
"¡Lo dijiste de mala gana Patrick!" gruñó Phillip.
"¡Lo dije justo como en el comercial Phillip!" le contestó "¡Así se supone que debes decirlo!"
"Chicos," suspiré, "Vengan afuera."
"¿Qué si no?" dijo Patrick retadoramente.
Algo pasó en su rostro. Oscuro y casi decolorado. Como si estuviésemos de nuevo en esa tormenta eléctrica. "No me importa."
"Bueno, a mi si. Si la haces enojar, nos llevará lejos de mamá. Así que levántate." Patee su silla. Phillip ya estaba de pie. Patrick lo siguió detrás, lanzando dagas por los ojos.
Fuimos afuera. Un millón de grillos cantaron, un musical, un ritmo punzante que hizo eco entre los árboles. La Srita. Milcom bailó de nuevo y gritó con entusiasmo. "¡Apúrense!"
Nos dirigió por toda propiedad, esquivando como una experta árboles aledaños y ramas caídas. Ramitas y raíces se rompían bajo nuestros pies mientras la noche caía. Parecía muy temprano para que estuviese tan oscuro, pero habían pasado ya dos meses desde el solsticio. Por supuesto que los días se sentían más cortos. Estábamos tan cerca del otoño como del invierno.
Nos guió hasta la línea de propiedad, cerca de la valla de alambre de púas que separaba nuestro patio del pastizal en el que pastaban los caballos del vecino. Nuestro pequeño cobertizo roto y oxidado se encontraba ahí. Bueno, no era nuestro cobertizo; era una antigua reliquia de los 1960's, algo que el antiguo dueño había dejado atrás.
"Se supone que no debemos entrar ahí." Dijo Phillip nerviosamente.
"Hay viudas negras ahí," Dijo Patrick, "mamá nos lo dijo."
La Srita. Milcom se rió. "¿Eso les dijo?" Se acercó y se dejó caer frente a él. "Bueno, pues está equivocada."
"No lo está, las vi el verano pasado."
"No hay viudas negras ahí dentro. Pero alguien está ahí." Su sonrisa parecía partirle la cara en dos, tratar de imitarla hace que me duelan las mejillas.
"¿Quién?" Dijo Patrick precavidamente.
Ella aplaudió. "¡El Sr. Ball!"
Patrick en seguida tomó varios pasos hacia atrás.
"No seas gallina." Ella se paró y entró al cobertizo. Para mi incredulidad, vi luz saliendo de la puerta medio rota y podrida, y también de entre la podredura seca. Verde frío y dorado lujoso.
Y había ruido. Forcé mis oídos. Tenue pero inconfundible: una triunfante procesión de cornetas, como si estuviera escuchando un desfile a lo lejos.
La Srita. Milcom abrió la puerta. Un poco de ésta se deshizo entre sus manos. Lo restante se abrió, colgando de una argolla oxidada.
Era una habitación.
Demasiado, demasiado grande para estar en el cobertizo, al menos diez veces mas grande que nuestra propia casa. Increíbles pisos de mármol y paredes distantes de una altura que se perdía de vista. Volteé la cabeza y vi algunas enredaderas de flores.
La Srita. Milcom les agitaba la mano desde adelante. "¡Vengan a mirar!"
Todos nos acercamos a la entrada, incluso Patrick, aunque se escondió detrás mío. Las cornetas eran más fuertes ahora, manteniéndose a tono con los ruidos de insectos que se escuchaban en la noche. El interior del cobertizo era hermoso. Verde, dorado, blanco y negro, todas las superficies eran suaves y brillantes, y había un jardín bajo techo que te quitaba el aliento.
"¿Qué es eso?" susurró Phillip.
"Es un lugar hermoso," Dijo la Srita. Milcom "¿Quieres venir a dar un vistazo?"
Justo frente a mis ojos, el cobertizo se oscureció. Después volvió la luz y la vida, como una mala proyección. Me froté los ojos nerviosamente. La Srita. Milcom lo notó, y frunció el ceño. De momento, me sentí mareada y cansada. Las cornetas y los insectos eran abrumadores y dolorosos, y sus ojos, aquellos cálidos ojos miel-anaranjados se veían casi desquiciantes.
"¿Qué pasa?" Preguntó con tranquilidad.
"E...e...stoy furiosa." dije desafiante.
Patrick y Phillip me miraron.
"¿Sobre qué?"
Me pesaba el pecho. Los miré, mis hermanitos, las personas más importantes en mi vida, mi responsabilidad.
Y mi dolor de cabeza, igual.
"Acerca de ellos," solté. Patrick decayó. "Y todas estas cosas, es estúpido. Todo es estúpido."
El mundo se hundió. Las cornetas tocaban más fuerte y el sonido de los bichos nocturnos se convirtió en un chillido febril y doloroso. El suelo rocoso, cubierto de hojas golpeó mi cabeza y el mundo se oscureció.
Me levanté en la mañana, cubierta de hormigas.
Salté sobre mis pies, chillando, y corrí al cobertizo. Oscuro, estrecho, con abundantes telarañas de algodón y los relucientes cuerpos negros de arañas. Chillando de nuevo y agitando salvajemente mi cabello, corrí hacia la casa.
Vacía.
Sin Patrick, sin Phillip, sin mamá.
Busqué por la casa seis veces, pidiéndole a Dios que estuviera loca, antes de llamar a la policía.
Para no hacer más largo el relato, mi madre y mis dos hermanos desaparecieron. La teoría oficial es que mamá se los llevó para comenzar una nueva vida juntos. Pendía de un hilo por abandono infantil, pero jamás la encontraron.
SPI, por supuesto, nunca recibió un solo reporte para mandar un oficial a visitarnos.
Me pusieron en una casa hogar. Fue muy feo, pero creo que a largos términos no acabé tan mal. Me gradué becada de la universidad, trabajando en una correccional. No soy guardia (disculpen mi lenguaje, pero al carajo con esa mierda). Soy terapeuta. Hago cosas buenas como dar tratamiento post-traumático, pero por culpa de la ley AB 109 también tengo que hacer cosas de mierda como darles clases de paternidad a asesinos de bebés.
Así es la vida. Al menos me pagan bien.
Eventualmente hice las paces con mi situación. Des-recordé todo y me hice la idea de que simplemente fue una manera imaginativa y grotesca de ver las cosas, que derivaba de mi abandono.
Pero hoy recibí una carta, y ahora no estoy tan segura.
Era un sobre sencillo con marcas de agua. Sin remitente. Giré los ojos en cuanto la vi. He estado recibiendo de éstas últimamente de vendedores de autos. La abrí.
Una Polaroid se resbaló y cayó al suelo.
Era una foto de mis hermanos. Patrick y Phillip, claro como el día: cabello en ondas y ojos disparejos: el izquierdo azul, el derecho café. Estaban parados en un cuarto con el piso blanco. Una figura estaba parada detrás de ellos, vestida entre sombras. Femenina, si tuviese que adivinar, usando una ridícula máscara de toro.
Sin hacer caso de las tibias lágrimas de mis ojos, saqué un pedazo de papel del sobre. Se movía salvajemente en mis temblorosas manos mientras leía cuatro palabras que hicieron retumbar la tierra:
Uno aún está vivo.
Solté un agudo llanto mientras mis rodillas se venían abajo.
Por supuesto que llamé a la policía. Se llevaron la carta y la foto. He estado en la estación de policía toda la noche, pero prácticamente solo me han dicho que me calle. "Probablemente sea una farsa," dijo el sargento, "pero nos aseguraremos de ello. "
No sé que creer. No sé que pensar. He estado en Google toda la noche y me crucé con unas cosas sobre trabajadores sociales fantasma. Oficiales del SPI que visitan casas y hacen cosas raras. Cuando los padres llamaban al departamento del SPI para quejarse, les decían que ningún oficial del SPI había sido enviado a su casa. El consenso general dicta que todo el asunto es una farsa.
Prefiero pensar lo mejor.
Thanks to u/Dopabeane for letting us translate this story.
submitted by J4yC1 to nosleepenespanol [link] [comments]


2018.03.19 18:35 master_x_2k Insinuación II

Capítulo Anterior < Indice > Capitulo Siguiente

______________________Insinuación II_____________________

Correr había ayudado a despertarme, al igual que la ducha caliente y una taza de café que mi padre había dejado en la jarra. Aun así, la fatiga no ayudó a la sensación de desorientación que tuve sobre cuán normal parecía el día de camino a la escuela. Hace solo unas horas, había estado en una pelea de vida o muerte, incluso había conocido a Armsmaster. Ahora era un día como cualquier otro.
Me sentí un poco nerviosa cuando llegué a la sala de clases. Habiendo salteado básicamente dos clases el viernes anterior, sin poder entregar una tarea importante, pensé que la señora Knott probablemente ya lo sabía. No me sentí aliviada cuando la Sra. Knott me miró y esbozó una sonrisa tensa antes de volver su atención a su computadora. Eso solo significaba que la humillación se redoblaría si alguien interrumpía la clase al venir de la oficina. Una parte de mí quería perderse esta clase también, solo para evitar la humillación potencial y evitar llamar la atención.
Con todo, me sentí ansiosa mientras me dirigía a mi computadora, lo cual me apestaba porque la clase de Computación era una de las pocas partes de la jornada escolar que por lo general no temía. Por un lado, era la clase en la que me estaba yendo bien. Más al punto, ni Madison, Sophia ni Emma estaban en esta clase, aunque sí algunas de sus amigas. Esas chicas generalmente no sentían la necesidad de hostigarme sin el trío, y estaba aún más alejada de ellas porque era de las más avanzadas de la clase. Unas tres cuartas partes de las personas en la sala eran analfabetas en informática, pertenecían a familias que no tenían dinero para computadoras o familias que no tenían mucho interés en las ellas, por lo que practicaban escribiendo sin mirar el teclado y tenían lecciones sobre el uso de motores de búsqueda. Por el contrario, yo estaba en el grupo que estaba aprendiendo algo de programación básica y hojas de cálculo. No hizo mucho por mi reputación friki, pero soportarlo.
La señora Knott era una buena maestra, si no la más práctica; por lo general, ella se contentaba con darnos una asignación en clase a los estudiantes avanzados y luego enfocarse en la mayoría más revoltosa de la clase. Esto me iba muy bien, por lo general terminaba la tarea en media hora, dejándome una hora para usarla como me pareciera. Había estado recordando y repasando los eventos de la noche anterior durante mi carrera matutina, y lo primero que hice cuando la antigua computadora de escritorio terminó su agónico proceso de carga fue comenzar a buscar información.
El lugar de ir para las noticias y la discusión sobre las capas era Parahumanos en Línea. La portada tenía actualizaciones constantes sobre las recientes noticias internacionales sobre capas. A partir de ahí, podía ir a la wiki, donde había información sobre capas individuales, grupos y eventos, o a los tableros de mensajes, que se dividían en casi un centenar de sub foros, para ciudades y capas específicas. Abrí el wiki en una pestaña, luego encontré y abrí el foro de Brockton Bay en otro.
Tuve la sensación de que Tattletale o Grue eran los líderes del grupo con el que me había topado. Dirigiendo mi atención a Tattletale, busqué en la wiki. El resultado que obtuve fue decepcionantemente corto, comenzando con un encabezado que decía: “Este artículo es un esbozo. Sé un héroe y ayúdanos a expandirlo.” Hubo un anuncio de una frase sobre cómo ella era una supuesta villana activa en Brockton Bay, con una sola imagen borrosa. La única información nueva para mí fue que su traje era lavanda. Una búsqueda en los tableros de mensajes no arrojó absolutamente nada. Ni siquiera había una pista sobre cuál era su poder.
Levanté la vista hacia Grue. En realidad, había información sobre él, pero nada detallado o definitivo. En el wiki se afirmaba que había estado activo durante casi tres años, realizando delitos menores como robar tiendas pequeñas y hacer algún trabajo como matón para aquellos que querían tener un poco de músculo superpoderoso para un trabajo. Recientemente, había recurrido a la delincuencia a mayor escala, incluido el robo corporativo y robo a un casino, junto con su nuevo equipo. Su poder fue catalogado como generación de oscuridad en la barra lateral debajo de su imagen. La imagen parecía lo suficientemente nítida, pero el centro de atención, Grue, era solo una borrosa silueta negra en el centro.
Busqué a Perra después. No hay resultados. Hice otra búsqueda de su título más oficial, Hellhound, y obtuve una gran cantidad de información. Rachel Lindt nunca había hecho ningún intento real de ocultar su identidad. Aparentemente había estado indigente durante la mayor parte de su carrera criminal, viviendo en las calles y mudándose cuando la policía o una capa la perseguían. Los avistamientos y encuentros con la chica sin hogar terminaron hace aproximadamente un año. Supuse que era cuando unió fuerzas con Grue, Tattletale y Regent. La imagen en la barra lateral fue tomada de las imágenes de la cámara de vigilancia: una chica sin mascara, de cabello oscuro, a quien no habría llamado bonita. Tenía un rostro cuadrangular, de rasgos bruscos y cejas espesas. Ella estaba montando encima de uno de sus monstruosos “perros” como un jinete monta un caballo, por el carril central de una calle.
Según la entrada de la wiki, sus poderes se manifestaron cuando tenía catorce años, seguido casi inmediatamente por la demolición del hogar adoptivo en el que ella había estado viviendo, lesionando a su madre adoptiva y otros dos hijos adoptivos en el proceso. Esto fue seguido por una serie de escaramuzas y retiradas de dos años a lo largo de Maine cuando varios héroes y equipos trataron de aprehenderla, y ella los derrotó o evadió con éxito la captura. No tenía poderes que la hicieran más fuerte o más rápida que la mujer promedio, pero aparentemente era capaz de convertir perros ordinarios en las criaturas que había visto en la azotea. Monstruos del tamaño de un auto, puro músculos, huesos, colmillos y garras. Una caja roja cerca de la parte inferior de la página decía: “Rachel Lindt tiene una identidad pública, pero se sabe que es particularmente hostil, antisocial y violenta. Si la reconoce, no se acerque ni provoque. Salga del área y notifique a las autoridades su última ubicación conocida.” Al final de la página había una lista de enlaces relacionados con ella: dos sitios de fans y un artículo de noticias relacionado con sus primeras actividades. Una búsqueda en los tableros de mensajes arrojó demasiados resultados, dejándome incapaz de separar la basura, los argumentos, la especulación y el culto al villano para encontrar cualquier bocado genuino de información. Lo que podía entender es que ella era notoria. Suspiré y seguí adelante, tomando nota mental de hacer más investigación cuando tuviera tiempo.
El último miembro del grupo era Regent. Teniendo en cuenta lo que Armsmaster había dicho sobre que el chico era de bajo perfil, no esperaba encontrar mucho. Me sorprendió encontrar menos que eso. Nada. Mi búsqueda en la wiki solo arrojó una respuesta predeterminada, “No hay resultados que coincidan con esta consulta. 32 direcciones IP únicas han buscado en el Wiki de Parahumanos.net 'Regent' en 2011. ¿Te gustaría crear la página?” No aparecía nada en los foros. Incluso busqué la ortografía alternativa de su nombre, como Regence y Recant, en caso de que lo haya escuchado mal. Nada apareció.
Si mi estado de ánimo había sido algo amargado cuando llegué al salón, los caminos cerrados solo lo empeoraron. Dirigí mi atención a la tarea de la clase, creando una calculadora funcional en Visual Basic, pero era demasiado trivial para distraerme. El trabajo del jueves y el viernes ya nos había dado las herramientas para hacer el trabajo, por lo que era realmente solo trabajo para pasar el tiempo. No me molestaba aprender cosas, pero trabajar por trabaja era molesto. Hice lo mínimo posible, revisé si había errores, moví el archivo a la carpeta “trabajos terminados” y volví a navegar por la web. Al final, el trabajo apenas tomó quince minutos.
Busqué a Lung en la wiki, algo que ya había hecho con bastante frecuencia, como parte de mi investigación y preparación para ser un superhéroe. Quería asegurarme de saber quiénes eran los principales villanos locales y qué podían hacer. La búsqueda de 'Lung' se redirigió a una página general de su pandilla, la ABB, con bastante información detallada. La información sobre los poderes de Lung estaba bastante en línea con mi propia experiencia, aunque no se mencionaba la super audición, o él fuera a prueba de fuego. Consideré agregarlo, pero decidí no hacerlo. Era una inquietud para mi seguridad que mi aporte pueda ser rastreado a Winslow High, y luego a mí. Pensé que probablemente se eliminaría como especulación sin respaldo, de todos modos.
La sección debajo de la descripción de Lung y sus poderes cubrían a sus subordinados. Se estima que tenía cuarenta o cincuenta matones trabajando para él en Brockton Bay, en su mayoría procedentes de la juventud asiática. Era bastante poco convencional que una pandilla incluyera miembros varias nacionalidades como la ABB lo hacía, pero Lung había convertido en su misión el conquistar y absorber cada pandilla con miembros asiáticos y muchos sin ella. Una vez que tuvo la mano de obra que necesitaba, las pandillas no asiáticas fueron canibalizadas por recursos, sus miembros descartados. Aunque no había más pandillas importantes en el este de la ciudad para absorber, todavía estaba reclutando fervientemente. Su método, ahora, era reclutar a cualquier persona mayor de doce años y menor de sesenta. No importaba si eras miembro de una pandilla o no. Si eras asiático y vivías en Brockton Bay, Lung y su gente esperaban que te unieras o que pagaras tributo de una forma u otra. Hubo informes de noticias locales, artículos de periódicos, y pude recordar haber visto carteles en la oficina del consejero escolar que detallaban dónde las personas que fueron un blanco podían buscar ayuda.
Los tenientes de Lung figuraban como Oni Lee y Bakuda. Ya tenía un poco de conocimiento general sobre Oni Lee, pero estaba intrigada de ver que había actualizaciones recientes de su entrada en la wiki. Había detalles específicos sobre sus poderes: podía teletransportarse, pero cuando lo hacía, no desaparecía. Al teletransportarse, su ser original, a falta de un término mejor, se mantendría dónde estaba y permanecería activo de cinco a diez segundos antes de desintegrarse en una nube de ceniza de carbono. Esencialmente, él podía crear otra versión de sí mismo en cualquier lugar cercano, mientras que la versión anterior se quedaría el tiempo suficiente para distraerte o atacarte. Si eso no era lo suficientemente aterrador, había un informe de él granada en mano mientras se duplicaba repetidas veces, con sus duplicados efímeros actuando como terroristas suicidas. Para colmo, la página de la wiki de Oni Lee tenía una caja de advertencia roja similar a la que Bitch / Hellhound tenía sobre la suya, menos la parte de su identidad pública. Por lo que sabían de él, las autoridades habían considerado oportuno señalar que era sociópata. La advertencia cubría los mismos elementos esenciales: excesivamente violento, peligroso para acercarse, no debería ser provocado, y así sucesivamente. Eché un vistazo a su fotografía. Su disfraz consistía en un mono negro con una bandolera negra y un cinturón para sus cuchillos, pistolas y granadas. El único color en él era una máscara de demonio adornada de estilo japonés, carmesí con dos franjas verdes a cada lado. Excepto por la máscara, su disfraz emitía la clara impresión de un ninja, lo que aumentaba la idea de que era un tipo que podía deslizar un cuchillo entre tus costillas.
Bakuda era una entrada nueva, agregada a la wiki del ABB hace solo diez días. La imagen solo la mostraba desde los hombros hacia arriba, una chica con cabello negro lacio, grandes gafas opacas sobre sus ojos y una máscara de metal con un filtro de máscara de gas cubriendo la mitad inferior de su rostro. Una cuerda trenzada de alambres negros, amarillos y verdes se enrollaba sobre uno de sus hombros. No pude identificar su origen étnico con la máscara y las gafas, y su edad no era más fácil de descifrar.
La wiki tenía muchos de los mismos detalles que Armsmaster me había mencionado. Bakuda esencialmente había tenido un tomado de rehén una universidad y lo hizo con su habilidad sobrehumana para diseñar y fabricar bombas de alta tecnología. Había un enlace a un video titulado 'Amenaza de bomba en Cornell', pero no me pareció sensato abrirlo en la escuela, especialmente sin auriculares. Hice una nota mental para verificarlo cuando llegue a casa.
Lo siguiente que me llamó la atención fue el encabezado de la sección titulada 'Derrotas y Capturas'. Me desplacé hacia abajo para leerlo. Según la wiki, aparentemente Lung había sufrido varias derrotas menores a manos de varios equipos, desde el Gremio hasta los equipos locales de Nueva Oleada, los Custodios y el Protectorado, pero logró evadir la captura hasta la noche anterior. En una nota publicitaria, “Armsmaster logró emboscar y derrotar al líder de la ABB, debilitado por un reciente encuentro con una pandilla rival. Lung fue llevado al Cuartel del ERP para encerrarlo hasta el juicio del villano por teleconferencia. Teniendo en cuenta la amplia y bien documentada historia criminal de Lung, se espera que enfrente el encarcelamiento en la Pajarera si se lo encuentra culpable en el juicio.”
Respiré profundo y lo dejé salir lentamente. No estaba segura de qué pensar. Estaba en todo mi derecho de enojarme porque Armsmaster tomó el crédito por la pelea que podría haberme costado la vida. En cambio, sentía una emoción creciente. Sentí ganas de sacudir el hombro del hombre sentado a mi lado y señalar la pantalla, diciendo: "¡Yo lo hice posible! ¡Yo!"
Con un renovado entusiasmo, cambié las pestañas al foro y comencé a buscar lo que la gente decía al respecto. Una publicación de un fan o secuaz de Lung amenazó con violencia a Armsmaster. Hubo una solicitud de alguien pidiendo más información sobre la pelea. Una publicación me hizo detenerme, preguntaba si Bakuda podía o no usar una bomba a gran escala y la amenaza de posibles miles o cientos de miles de muertos, para rescatar a Lung.
Traté de olvidarlo. Si sucediera, sería responsabilidad de héroes mejores y más experimentados que yo.
Me llamó la atención que había una persona que no había buscado. Yo misma. Abrí la página de búsqueda avanzada para el foro de Parahumanos.net e hice una búsqueda de términos múltiples. Incluí insecto, araña, enjambre, insecto, plaga y un caos de otros términos que me habían llamado la atención cuando traté de intercambiar ideas sobre un buen nombre de héroe. Reduje el plazo de las publicaciones para buscar publicaciones realizadas en las últimas 12 horas y presioné Buscar.
Mis esfuerzos resultaron en dos publicaciones. Uno se refería a un villano llamado Pestilence[1], activo en el Reino Unido. Aparentemente, Pestilence era una de las personas que podía usar 'magia'. Es decir, lo era si crees que la magia es real, y no solo una interpretación engañosa o delirante de un conjunto dado de poderes.
La segunda publicación estaba en la sección 'Conexiones' del foro, donde las damiselas rescatadas dejaban su información de contacto para sus héroes gallardos, donde se organizaban convenciones y reuniones de fanáticos y donde las personas publicaban ofertas de trabajo para las capas y los obsesionados con las capas. La mayoría eran crípticos o imprecisos, refiriéndose a cosas que solo las personas en cuestión sabrían.
El mensaje estaba titulado, simplemente, "Bicho"
Le hice clic y esperé con impaciencia a que al sistema obsoleto y el módem escolar sobrecargado cargara la página. Lo que obtuve fue breve.
Asunto: bicho
Te debo una. Me gustaría pagar el favor. ¿Nos encontramos?
Envia un mensaje,
Tt.
La publicación era seguida por dos páginas de personas que comentando. Tres personas sugirieron que era algo importante, mientras que media docena de personas más los criticaron como sombreros de aluminio, término de Parahumanos.net para los teóricos de conspiraciones.
Sin embargo, era importante. No pude interpretarlo de otra manera; Tattletale había encontrado la manera de ponerse en contacto conmigo.
[1]Pestilencia

Capítulo Anterior < Indice > Capitulo Siguiente

submitted by master_x_2k to Parahumanos [link] [comments]


Contactos con Mujeres - YouTube Chat Para Ligar Mujeres Casadas ligar - buscar pareja - contactos con mujeres - chat para ... Amor en linea. Contactos con mujeres de tu ciudad. Contactos Con Mujeres -- Como Pedir El Teléfono A Una Mujer... Mujeres rusas. Contactos con chicas rusas. - YouTube Contactos con chicas rusas Mujeres Voluptuosas  Chicas Bellas  Mujeres Hermosas

Mujer busca Hombre. Contactos con Mujeres que buscan marido

  1. Contactos con Mujeres - YouTube
  2. Chat Para Ligar Mujeres Casadas
  3. ligar - buscar pareja - contactos con mujeres - chat para ...
  4. Amor en linea. Contactos con mujeres de tu ciudad.
  5. Contactos Con Mujeres -- Como Pedir El Teléfono A Una Mujer...
  6. Mujeres rusas. Contactos con chicas rusas. - YouTube
  7. Contactos con chicas rusas
  8. Mujeres Voluptuosas Chicas Bellas Mujeres Hermosas
  9. microContactos.com - Contactos con mujeres y hombres totalmente gratis!
  10. Contactos Con Mujeres – Como Pedir El Teléfono A Una Mujer…

CASARSE CON MUJERES UCRANIANAS Y RUSAS PROS Y CONTRAS – COMO ES UNA ESPOSA UCRANIANA Y RUSA - Duration: 6:34. Mujeres ucranianas para casarse 219,678 views Cómo Proponer La Primera Cita Con Mayor Facilidad Y Seguridad Con la Tecnica Avanzada Del Lazo Doble - Duration: 6:20. Andres Orraca - Como Conquistar A Una Mujer 6,979 views 6:20 Contacto con mujeres.Chicas bailando.Baile sexy.Chicas bailando sexy - Duration: 2 minutes, 16 seconds. Contactos con mujeres, hombres, gays, bisex y lesbianas, conoce gente, realiza encuentros, encuentra pareja o amistad de la forma más rápida ¡totalmente gratis y sin necesidad de registrarse ... Como Atraer A Una Mujer Por Whatsapp Y Hacer Que Conteste Tus Mensajes - Duration: 7:55. Christian Cruz - Conecta Con Ella 2,813,971 views El sueño de todo hombre es tener MUCHOS contactos con mujeres hermosas, mujeres que puedan estar disponibles para que lo queramos... Eso es posible, pero hay que trabajarlo y ganarlo... http://www.flirteos.com/ Contacta con chicas lindas que buscan pareja en internet. chat para ligar REGISTRO GRATIS Contactos Con Mujeres – Como Pedir El Teléfono A Una Mujer… - Duration: 5:15. Andres Orraca - Como Conquistar A Una Mujer Recommended for you Si te gustaron los videos no olvides SUSCRIBIRTE Contacto para Negocios [email protected] Redes Sociales: Instagram https://bit.ly/2VR990K Suscríbete A Mi Canal: https://www.youtube.com ... Enjoy the videos and music you love, upload original content, and share it all with friends, family, and the world on YouTube.